Menú Buscar
El presidente del Govern de la Generalitat, Quim Torra, en una imagen de archivo / EFE

La Junta Electoral rechaza dar más tiempo a Torra e insta a que se retiren hoy los lazos

La entidad emite una resolución en la que desestima la petición del presidente de suspender el plazo de 24 horas para quitar la simbología independentista

4 min

La Junta Electoral Central (JEC) no da más tiempo al presidente de la Generalitat, Quim Torra, para que retire los lazos amarillos y las esteladas de los edificios públicos. La institución ha emitido una resolución en la que rechaza la petición del president, que pedía suspender el plazo de 24 horas para quitar la simbología independentista. Si este no acata la decisión se le puede imputar desde una sanción administrativa hasta un procedimiento judicial por desobediencia.

​Después de que Torra remitiera un correo electrónico a la JEC a las 14.30 horas de este miércoles, la entidad ha respondido que "no ha lugar suspender el plazo concedido", que expira a las 18.00 horas de hoy. El presidente catalán usaba como argumento la "imposibilidad" de ejecutar la orden a consecuencia del gran número de edificios públicos que gestiona la Generalitat. Sin embargo, desde la Junta Electoral señala que en el escrito no se indentifica ni los edificios ni las razones jurídicas para no ejercer "aquello que le fue ordenado".

Traslado a la Fiscalía

El requerimiento de la JEC es el segundo al gobierno de Torra, después de que desatendiera el primer plazo de 48 horas la semana pasada. La orden se produce tras un recurso de Ciudadanos y determina que los lazos amarillos y las esteladas presentes en los edificios de la Generalitat son contrarios a la neutralidad que se exige a los poderes públicos en periodo electoral

A este respecto, el Gobierno ha señalado que la JEC es la entidad "exclusivamente competente" para dar los pasos que sean necesarios ante el incumplimiento por parte de Torra. Según recuerdan fuentes del Ejecutivo, la Junta puede decidir si traslada los hechos a la Fiscalía o si ordena a las fuerzas de seguridad que quiten los símbolos independentistas de los inmuebles de la Generalitat, una misión de la que se tendrían que encargar los Mossos d'Esquadra.

Primeras retiradas de lazos

El presidente catalán se ha negado a dar la orden de retirar del balcón del Palau de la Generalitat el cartel sobre los políticos presos que incluye un lazo amarillo. La Junta Electoral le dio el martes un plazo de 24 horas para quitar todos los símbolos independentistas de los recintos públicos catalanes, el plazo finaliza a las 18.00 hortas de este miércoles.

La portavoz del Govern, Elsa Artadi, ha asegurado en la rueda de prensa posterior al consejo ejecutivo que Torra ha comunicado al resto de miembros del ejecutivo catalán "la decisión de mantener la pancarta" para "preservar la libertad de expresión". No obstante, la carta blanca otorgada por el presidente a los consejeros ya ha causado las primeras retiradas de lazos amarillos. La consellería de Empresa y Conocimiento, dirigida por Àngels Chacón, ya ha retirado la simbología independentista de la sede del departamento.

Informe del Síndic

En el correo remitido a la JEC, Torra aseguraba haber pedido un informe a los servicios jurídicos de la Generalitat y se ha comprometido a seguir las recomendaciones que le dé el Síndic de Greuges, Rafael Ribó.

A este respecto, Artadi ha explicado que seguirán a pies juntillas las directrices que marque el defensor del pueblo catalán, incluso si no están de de acuerdo con ellas.