Menú Buscar
El exsecretario de Vicepresidencia y Economía, Josep Maria Jové, a la entrada del TSJC / EP

Jové, al Gobierno: "Si la mesa de negociación no avanza, se quedan sin legislatura"

El exsecretario general de Vicepresidencia y Economía de la Generalitat insiste en la posibilidad de celebrar la próxima reunión por videoconferencia

4 min

El diputado de ERC en el Parlament y exsecretario general de Vicepresidencia y Economía de la Generalitat Josep Maria Jové asegura que el Gobierno “sabe que si la mesa de negociación no avanza, se quedan sin legislatura”. En una entrevista este jueves en Catalunya Ràdio, ha afirmado que la segunda reunión se va a producir pese a la crisis del coronavirus.

Jové, acusado por la justicia de ser uno de los ideólogos del referéndum ilegal del 1-O y miembro de la mesa, comparte la idea de Torra de que el segundo encuentro previsto para marzo puede hacerse por vía telemática. “No es la mejor opción, reconoce, ya que “las cosas que se dicen cara a cara son más importantes y efectivas”, aunque asegura que están acostumbrados a hacerlo para hablar con los políticos fugados.

Pere Aragonès refuerza su confianza en Jové / EUROPA PRESS

Soluciones

Sobre el primer encuentro que se produjo en la Moncloa, el republicano lo ha reducido a una reunión que sirvió “para conocernos y establecer unas reglas mínimas de funcionamiento” y en la que cada una de las partes expuso “su visión de la situación en Cataluña”. “Nosotros no sabemos si la nuestra es la real”, admite, pero aun así expusieron que la solución al conflicto “pasa por la amnistía y la autodeterminación”.

El exsecretario general de Economía asevera que no fueron a negociar “los casos personales” de los presos sino “a solucionar el conflicto”, pero se contradice al defender que “la amnistía es un instrumento” para lograrlo.

"Movilización permanente"

Jové se posiciona también con las declaraciones del expresidente fugado Carles Puigdemont y apuesta porque se mantenga una “movilización permanente no violenta” mientras se negocia, para fortalecer la posición de la Generalitat en la mesa. Asimismo, considera que “el Gobierno tiene claro que no renunciaremos nunca a la vía unilateral, porque así se lo hemos dicho”.

El diputado de ERC sigue apostando por la autodeterminación como única vía para resolver el conflicto catalán y espera que la mesa pueda avanzar a ese camino.

Miedo

Sobre el juicio contra él y el también diputado y exsecretario de Hacienda Lluís Salvadó, celebrado ayer en el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC), y en el que ambos se negaron a declarar, Jové mantiene que se trata de una persecución y que haber hablado ante los jueces supondría “blanquear un proceso judicial cargado de irregularidades”.

El exsecretario general de vicepresidencia asegura que, además de estar acusado de malversación, se le ha añadido los delitos de prevaricación y la revelación de secretos para que no lo pueda juzgar un jurado popular. “No se pueden permitir un juicio en el que no decidan los jueces”, sentencia acusando a la Justicia de tener “miedo a que algunos acusados fueran absueltos” por los ciudadanos.

Jové era el propietario de la famosa agenda moleskine en que había anotado los pasos a seguir para la organización del referéndum del 1-O y que sirvió de guía a los investigadores judiciales para averiguar quiénes participaron, cuándo y dónde. Pese a que no forma parrte del Govern, Quim Torra lo impuso como uno de los integrantes de la delegación de la Generalitat.