Menú Buscar
Blanca Bragulat, mujer de Jordi Turull, acompañada de su abogado Jordi Pina y del 'exconseller' Francesc Homs / EFE

Jordi Turull alega que cedió sus bienes antes del 1-O por motivos de salud

El dirigente de Junts Per Catalunya, encarcelado en Lledoners, cedió parte de su patrimonio a su esposa meses antes del referéndum ilegal

08.10.2018 11:18 h.
8 min

El exconseller de Presidencia de la Generalitat, Jordi Turull, ha alegado este lunes ante el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC) que cedió parte de su patrimonio a su esposa meses antes de la votación ilegal del 1-O al temer por su salud.

El dirigente de Junts Per Catalunya (JxCat) ha negado que tomara esta decisión para evitar embargos ante la posible acción de la justicia por su presunta implicación en la organización del referéndum ilegal, dado que en esa época no formaba parte del Govern.

Turull ha sido trasladado al TSJC desde la prisión de Lledoners, en la que se encuentra encarcelado de forma preventiva tras ser procesado por rebelión, en un vehículo de los Mossos d'Esquadra. Y ha entrado en el Palau de Justicia de Barcelona sin esposar y custodiado por cinco agentes.

Presunta cesión de patrimonio

El exmandatario convergente y su esposa han acudido a declarar como investigados ante el magistrado Francisco Valls por una querella de la Fiscalía, que le acusa de haber cedido parte de su patrimonio a su mujer meses antes del 1-O para eludir posibles responsabilidades civiles al ser uno de los presuntos organizadores de la votación ilegal. De este modo, eludiría posibles embargos. Además de ellos dos, también debe declarar como testigo el director de la oficina bancaria en la que el matrimonio formalizó el traspasado de bienes.

La Fiscalía acusa a Turull de un delito de insolvencia punible por urdir un "plan preconcebido" para desprenderse de parte de su patrimonio, donando a su esposa la mitad de una vivienda y de los fondos que compartían en una cuenta corriente.

Temor a las apneas

En su declaración, Turull y su mujer han justificado que esa cesión obedecía a la regularización de una situación real, en la que el exconseller reconocía a su esposa como propietaria de la vivienda que tienen en Parets del Vallès (Barcelona), porque ésta había pagado las obras de su reforma. Algo que también habría asegurado el constructor que la defensa ha presentado como testigo.

Según el matrimonio, el estado de la propiedad era ruinoso, y la compra se hizo a muy bajo precio. La decisión la tenían tomada desde hace tiempo, pero se aceleró cuando al exconseller le diagnosticaron unas apneas muy severas, que le hicieron temer por su vida.

Cuenta corriente

El abogado del matrimonio, Jordi Pina, ha aportado facturas que, según asegura, demuestran que la esposa de Turull costeaba las obras de rehabilitación de la vivienda.

La defensa también ha entregado al TSJC documentación bancaria para acreditar que la cuenta corriente común, cuya titularidad Turull cedió íntegramente a su esposa, se nutría solo de los ingresos de la mujer. Y el exconseller, aseguran, trató de regularizar esa situación al diagnosticársele las apneas.

Testamentos recíprocos

Los investigados han insistido también en que la donación patrimonial se acompañó de dos testamentos recíprocos en los que el matrimonio se cedía mutuamente los bienes en caso de defunción.

Turull y su esposa han destacado ante el tribunal que cuando formalizaron la donación, el 8 de junio de 2017, Turull no formaba parte del Govern, ni tenía expectativas de hacerlo, dado que no había indicios de que Neus Munté fuera a cesar como titular del Departamento de Presidencia.

La mujer de Turull ha precisado que éste no supo que iba a ser conseller de la Generalitat hasta la noche del 13 de julio de 2017, víspera de su nombramiento, cuando recibió una llamada del entonces presidente catalán, Carles Puigdemont, proponiéndoselo.

Reproche al fiscal

La defensa del exconseller ha solicitado el archivo de la causa, y ha esgrimido que Turull no pudo cometer un delito de insolvencia punible cuando todavía no se había abierto ninguna causa contra él, ni se había fijado la responsabilidad civil por la causa del 1-O.

Turull ha reprochado al fiscal del TSJC, José Joaquín Pérez de Gregorio, que, en contra de lo habitual, no le haya interrogado cuando abrió las diligencias por insolvencia punible, antes de presentar la querella: "Si usted me hubiera citado, no habríamos llegado hasta aquí", le ha dicho, convencido de que podría haber acreditado documentalmente ante la Fiscalía la justificación de la cesión del patrimonio.

Según fuentes jurídicas, el fiscal ha planteado a Turull una única pregunta y ninguna a su esposa, ni a los dos testigos citados.

Quejas a Llarena

Turull regresa a los juzgados después de haber sido procesado, y enviado a prisión de forma preventiva, por un presunto delito de rebelión y malversación el pasado 23 de marzo. Catalunya Ràdio ha difundido hoy los audios de su declaración ante el juez del Tribunal Supremo, Pablo Llarena, el 17 de abril.

En aquella ocasión, el diputado de JxCat reprochó al magistrado que le encarcelara unas horas después de su fallido intento de investidura como presidente de la Generalitat: "Quien debería hacer política en relación a lo que pasa en Cataluña, que es el Gobierno del Estado, es quien nos dice cuando, cómo y de qué seremos juzgados y condenados. Y quien tendría que impartir justicia, señoría, nos dice cómo y con quién tiene que ser el retorno del autogobierno de Cataluña. Señoría, esto es un auténtico cruce de poderes", declaró, atribuyendo el proceso judicial a un acto de "escarmiento". "Es la primera vez que un magistrado decide a quién se vota y a quién no", afirmó sobre su proceso judicial, que calificó de "atropello". 

¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información