Menú Buscar
Simulación de la factura para la renovación de Intervención General de la Generalitat / CG

La interventora general de la Generalitat se tunea el despacho

La Consejería de Economía compra muebles para equipar la sede de la calle Fontanella por valor de 200.000 euros, que incluyen una mesa de dirección de 704 euros y una silla de 777 euros

3 min

La Intervención General de la Generalitat, el órgano encargado de fiscalizar las cuentas del Gobierno catalán y las empresas públicas dependientes, estrena dependencias. Están situadas en la calle Fontanella, en el centro neurálgico de Barcelona, y contarán con un mobiliario que alcanza los 200.000 euros. El lote incluye sillas, mesas, archivadores… Pero lo que más llama la atención es el “mobiliario de dirección”, que a juzgar por sus precios de mercado, no cabe duda de que son de alto standing: una mesa de dirección valorada en 704 euros, una mesa de reuniones que cuesta 500 euros y una silla que asciende a 777 euros. Fuentes de la Consellería de Economía, encargada de gestionar el suministro inmobiliario, subrayan en declaraciones a Crónica Global la sustancial rebaja que, finalmente, se ha logrado tras la adjudicación del servicio.

El departamento de Economía, cuyo titular es el republicano Oriol Junqueras, sacó a concurso la contratación del suministro e instalación de mobiliario de oficina por un coste inicial de 439.876,97 euros que, según explican las citadas fuentes, ha quedado rebajado a 192.327,99 euros. Precisan que estos enseres de oficina están destinados a las dependencias de la calle Fontanella, que antes ocupaba la Agencia Tributaria de Cataluña (ATC). El traslado de la hacienda catalana a un edificio de la Zona Franca ha liberado este inmueble, que será ocupado por la Intervención General de la Generalitat. Al frente del mismo se encuentra Rosa Vidal, que tras el cambio de Gobierno a principios de sustituyó a Mireia Vidal, próxima a CDC. Además de esta Intervención General, cada conselleria tiene su propio interventor. Rosa Vidal cobra 84.919,56 al año en su condición de alta funcionaria, cifra levemente superior al de un director general de la Generalitat.

Servicios centralizados en la calle Fontanella

Hasta ahora, las oficinas de la Intervención General estaban repartidas en diferentes sedes del Gobierno catalán. En los próximos meses, se procederá al traslado a la calle Fontanella, previo acopio de mobiliario adjudicado por lotes a las empresas Ofimatic, Actiu Berbegal, Alravasa y El Corte Inglés. Entre los productos adquiridos figuran 378 armarios, 472 sillas, 186 archivadores, 165 mesas y 65 mamparas separadoras de espacios.

Entre estos enseres destacan los que van destinados a “dirección”: una mesa valorada en 704 euros –madera lacada, patas metálicas, canal de electrificación…--, así como una silla de oficina de “altas prestaciones” –base de alumnio, espalda regulable, brazos extraíbles, regulación de altura del asiento con pistón de gas---, con un precio de 777 euros. Asimismo, entre el mobiliario más exclusivo figura una mesa de reuniones redonda por valor de 500 euros.