Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Imagen de la Guardia Civil montando el hospital de campaña de Sant Andreu de la Barca (Barcelona) / CG

La juez no ve delito en el bloqueo del Govern al hospital de la Guardia Civil

La magistrada descarta veto ideológico de la Generalitat al pabellón sanitario que montó el instituto armado en Sant Andreu de la Barca y archiva el caso

4 min

La juez ha dictado auto de sobreseimiento de la causa penal contra el Govern por bloquear el hospital de campaña que montó la Guardia Civil en Sant Andreu de la Barca (Barcelona). La titular de la sala de Instrucción número 5 de Martorell ha archivado las pesquisas contra la Generalitat de Cataluña al descartar veto ideológico de la Consejería de Salud al pabellón sanitario que montó el instituto armado. No considera tampoco demostrado que murieran pacientes por el rechazo a autorizar la puesta en marcha de la instalación.

En un auto al que ha accedido este medio, la magistrada sobresee la causa penal contra el presidente catalán, Quim Torra, y la consejera de Salud, Alba Vergés, con una triple línea argumental. La juez detecta inconsistencias del Ayuntamiento de Sant Andreu de la Barca en el montaje del hospital provisional, que ofreció a Salud el 16 de marzo y que la Guardia Civil equipó el 26 del mismo mes. Asimismo, enumera los recursos provisionales puestos en marcha por el Govern contra la pandemia del virus SARS-CoV-2. No hubo pues, sostiene la titular de la sala de Primera Instancia e Instrucción, muertes de pacientes atribuibles a la falta de recursos asistenciales.

El Ayuntamiento y la Generalitat se enzarzan

La instructora, de las diligencias practicadas, concluye que la Generalitat de Cataluña niega "denegación alguna" del permiso para la puesta en marcha del hospital de campaña, porque el Gobierno catalán "no recibió ofrecimiento formal" del Ayuntamiento. El ejecutivo local, que comanda Enric Llorca (PSC), lo niega y sostiene que planteó la incorporación del pabellón montado por la Guardia Civil al sistema de salud. Ambas partes, pues, se contradicen, pero la juez no detecta veto ideológico por el hecho de que efectivos de la Comandancia de Sant Andreu de la Barca ayudaran a montar la instalación provisional.

En cuanto al colapso del Hospital Sant Joan de Déu de Martorell, el de referencia en la zona, y un hecho que ha denunciado el comité de empresa, la magistrada recuerda que las "necesidades asistenciales" que no pudo cubrir el centro sanitario comarcal se derivaron a tres hoteles: el hotel Ciutat de Martorell, el hotel Restaurant Manel y Les Torres, situado en la vecina Sant Esteve Sesrovires.

El alcalde insiste en que "no han querido abrirlo"

La resolución judicial dada hoy a conocer no cambia la denuncia política efectuada por Enric Llorca. El alcalde alertó a principios de abril de que la Generalitat de Cataluña no quería incorporar el hospital de campaña al sistema de salud. Ello, según él, redundaba en un empeoramiento de la atención sanitaria durante la pandemia. El munícipe consiguió incluso el visto bueno de la Organización Mundial de la Salud (OMS) para poner en marcha el equipamiento sanitario provisional. Fue en vano.

La Generalitat no lo consideró en la cartera de recursos disponibles contra la pandemia. Alba Vergés, consejera de Salud, negó veto ideológico y recordó que los pabellones medicalizados "debían ser anexos o vinculados" a hospitales. Por ello, según Vergés, el uso del polideportivo de Sant Andreu de la Barca "no estaba considerado" por parte de su equipo.