Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Miquel Sàmper, consejero de Interior de la Generalitat / EP

El Govern restringirá el horario de los comercios de 24 horas para prevenir los botellones

El consejero de Interior, Miquel Sàmper, valora el cierre de la restauración aunque no descarta más "medidas drásticas"

3 min

Los comercios abiertos 24 horas deberán cerrar a las diez de la noche para prevenir la venta de alcohol a los jóvenes. El consejero de Interior, Miquel Sàmper, ha anunciado este lunes que el Procicat adoptará esta medida de forma urgente para reducir los botellones, una de las causas de la propagación del coronavirus en Cataluña.

En una entrevista en Ràdio 4, el conseller ha destacado que con esta decisión se "pretende no llegar al toque de queda" que han aplicado países como Francia y Bélgica.

Balance del cierre de la restauración

Por otro lado, el consejero ha hecho un balance positivo del primer fin de semana de cerrojazo de bares y restaurantes. Además, ha defendido que en esta segunda ola el Govern irá "por la vía de la terapia pedagógica y de evitar medidas drásticas".

Sàmper ha reconocido que hay gente que no tiene voluntad de hacer caso de las medidas, por lo que ha avisado: "Si con la terapia no salimos adelante, seremos más restrictivos, que es lo que no queríamos hacer".

¿Vuelta al estado de alarma?

El político ha sostenido que intentarán no llegar a esa dureza, pero ha advertido de que "hay la posibilidad del estado de alarma" si deben adoptarse restricciones a la libre circulación.

Sobre si se regulará el acceso a los parques naturales tras el incremento de visitantes al Montseny, ha explicado que esta competencia corresponde a las diputaciones y ha pedido que no se vuelvan a ver las imágenes de este fin de semana: "No es sostenible, ni para nosotros, ni para el Montseny".

Sentencia de Trapero

Sobre la sentencia del mayor Josep Lluís Trapero y el resto de encausados de la cúpula de los Mossos, Sàmper ha asegurado que "el resultado único que puede salir es la absolución". El conseller ha explicado, además, que la incertidumbre ante la inminente publicación de la sentencia está provocando una ansiedad muy grande a los encausados.

Si la sentencia resulta finalmente absolutoria, ha adelantado que se reunirá con Trapero para ver lo que piensa: "Él dijo que no quería volver, pero tengo la obligación de hablar con ellos".