Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
La gestión de Miquel Buch, consejero catalán de Interior, duramente criticada por ERC debido al "racismo" de algunos Mossos d'Esquadra / EFE

El Govern lanza un nuevo pulso al Estado con la salida de niños

Nueva deslealtad de Quim Torra y su equipo, que aprueban un plan para desconfinar a menores y adolescentes sin tener competencias para ello

6 min

Nueva deslealtad del Govern con el resto de España. Tras alterar las cifras de fallecimientos esta semana, el equipo del president Quim Torra ha anunciado hoy sábado, 18 de abril, un plan para desconfinar parcialmente a niños y adolescentes a partir de "finales de la próxima semana" sin tener competencia alguna para ello. Lo han anunciado los consejeros de Interior, Miquel Buch; Salud, Alba Vergés; y Meritxell Budó, titular de Presidencia y portavoz del Ejecutivo autonómico. La hoja de ruta supone poco más que un pulso al Gobierno, pues el Ministerio de Sanidad recordó el viernes que esta decisión, en el marco del estado de alarma, "corresponde al Gobierno de España".

El plan de desconfinamiento lo presentará el president Quim Torra mañana a sus homólogos y al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en el marco de la Conferencia de Presidentes. Por lo pronto, el Govern ha sometido la batería de medidas hoy al Comité Técnico del Plan Territorial de Protección Civil de Cataluña (Procicat), que "ha validado" la propuesta, han anunciado los consellers. Tanto el visto bueno del Procicat como el anuncio en rueda de prensa tienen poco recorrido. La competencia en pautar el desconfinamiento, sea el de menores o adultos, es del Gobierno, com recordó el Ministro de Sanidad, Salvador Illa, el viernes.

¿Qué propone exactamente el Govern?

Precisamente, Meritxell Budó ha admitido que el Ejecutivo autonómico "no tendrá las competencias finales" para aplicar el plan. Sí podrá proponerlo al Gobierno y resto de autonomías mañana, en el marco de la reunión multilateral entre Moncloa y las regiones. "Es una propuesta. Pedimos que el Gobieno tenga a bien considerarla. Es una idea a ocho o diez días vista", ha señalado la titular de Presidencia.

Pero, exactamente, ¿qué propone el Govern? "Que los menores de 16 años puedan salir de casa acompañados por un familiar que viva con ellos, su tutor legal o guardia. Que los mayores de 16 años, entre 16 y 18, puedan salir a la calle por sí mismos un rato al día, respetando las medidas de seguridad, observando el estado de alarma, no entrando a comercios ni utilizando el transporte público, manteniendo el distanciamiento social de dos metros con otras personas y sin consumir comida ni bebida", ha enumerado Miquel Buch. El responsable de Interior ha llegado a especificar franjas horarias. "De 12:00 a 14:00 horas podrían salir los menores nacidos de 2013 en adelante, siempre acompañados y, los mayores de 3 años, con mascarilla protectora. De 16:00 horas a 18:00 horas los nacidos entre 2004 y 2013; y de 18:00 a 20:00, el colectivo que tiene entre 16 y 18 años, con mascarilla y certificado autoresponsable", ha agregado. ¿Dónde podrán ir? "Cerca de su casa, durate un rato, sin acceder a los parques, solo aceras y ardines públicos sin juegos infantiles", ha precisado Vergés.

Niños a la calle...¿y cierre total?

El supuesto plan de desconfinamiento de niños y adolescentes del Govern, que llevará mañana Quim Torra a la Conferencia de Presidentes, empezaría "a finales de la semana pasada", pese a que el pico de la pandemia del virus SARS-CoV-2 se alcanzó el 11 de abril, tal y como reconoció Alba Vergés.  Hay más. La hoja de ruta de salida de menores a la calle se presenta cuando el Ejecutivo que lidera Torra lleva semanas defendiendo un encierro más duro para atajar la transmisión conunitaria del patógeno. ¿No es ello contradictorio? "No, en absoluto. El Procicat y el comité de expertos --en el que figura el virólogo Oriol Mitjà, asesor de Torra, entre otros-- lo han validado siempre que mejoren las cifras de la lucha contra el Covid-19", ha insistido Buch. "No es contradictorio. Defendemos que los niños puedan salir un rato a la calle y, a la vez, se refuerce la clausura", ha añadido Vergés, añadiendo confusión a la propuesta.

El propio titular de Interior ha ahondado en el pulso al Estado alertando de que "no se entendería que el Gobierno no aprobara el plan, ya que se trata de velar por la salud física y emocional de las personas", también los niños. No han citado sin embargo los tres consellers si han pactado la batería de medidas con otras autonomías, dando a entender que no, lo que refuerza la tesis de que la salida de niños y menores se trata de otro intento del Govern de marcar perfil ante Moncloa lo que, al mismo tiempo, conlleva deslealtad respecto a la estrategia común de lucha contra la pandemia