Menú Buscar
Pedro Gómez de la Serna durante una intervención en el Congreso de la anterior legislatura.

Gómez de la Serna mantiene el desafío al PP

El diputado, expedientado por su partido por cobrar comisiones de empresas a las que conseguía obras en el exterior, recoge su acta en el Congreso

Redacción
3 min

Pedro Gómez de la Serna, el diputado electo del Partido Popular por Segovia, niega haber cobrado comisiones "ilegales" y critica las "difamaciones" a las que se ha visto objeto en un "linchamiento público sin precedentes en España". Además, ha defendido que haya recogido ya su acta de diputado, entre otras cuestiones, porque no está imputado por ningún juez o tribunal.

"No recoger el acta de diputado habría sido un desprecio a los ciudadanos de Segovia", ha explicado en un comunicado, remitido a Europa Press, en el que agradece "de todo corazón" el respaldo de los segovianos a la lista en la que concurrió a las elecciones del 20 de diciembre.    

Agradecimientos

"Me alegra comprobar que quienes me han conocido trabajando por Segovia y sus intereses, comprometiéndome con sus necesidades, y preocupándome por sus actividades cotidianas, no han dado pábulo a las difamaciones", ha señalado.

El diputado, al que el PP ha abierto un expediente por el supuesto cobro de comisiones en negocios en el exterior, un caso por el que ha dimitido como embajador en la India, Gustavo de Arístegui, agradece la "amistad" y el "apoyo" de las "buenas personas" de esta formación.

"Linchamiento público"

Buenas personas del PP, añade, que "reprueban los linchamientos públicos" o que "creen en la presunción de inocencia". Gómez de la Serna denuncia que se enfrenta a una "campaña insidiosa y basada en documentos falsificados", un "montaje mediático" --que llevará a los tribunales-- que busca su descrédito personal y "que comenzó con una estrategia de amenazas, hostigamientos y coacciones".

De la Serna recuerda el examen al que fue sometido por la Comisión del Estatuto del Diputado y señala que "nunca" ha cobrado comisiones ilegales, sobornado a nadie ni realizado actividades incompatibles. En su defensa, alega igualmente que nunca ha sido imputado por ningún juez o tribunal, ni siquiera a pesar de que, según dice, haya pedido declarar ante la Fiscalía Anticorrupción.

También alude a los estatutos del PP y a su código ético para señalar que no prevén sanción ni medida cautelar frente a quien haya sido imputado. "No tendría ningún sentido que se cuestionara que yo, que nunca he sido imputado, tenga impedimento para acceder al cargo de diputado", argumenta.