Menú Buscar
Soraya Sáenz de Santamaría pide tranquilidad a Xavier García Albiol / CG

El Gobierno ordena calma al PP catalán ante la escalada independentista

Santamaría, que vuelve a Barcelona el viernes, impone moderación mediática y prudencia en la respuesta judicial ante la inquietud de algunos magistrados catalanes

31.01.2017 00:00 h.
3 min

Calma y no caer en las provocaciones secesionistas. Esta es la consigna que el Gobierno ha transmitido al PP catalán ante el irremediable choque de trenes que provocará la convocatoria del referéndum.

El apoyo de los Presupuestos catalanes para 2017 ha dado el pistoletazo de salida hacia la celebración de una consulta secesionista que el Ejecutivo español quiere gestionar con prudencia y sin aspavientos. Una estrategia que choca con el parecer de algunos dirigentes del PP catalán, liderado por Xavier García Albiol, favorables al endurecimiento del discurso.

Para los populares catalanes, resulta difícil mantener esa templanza ante los últimos acontecimientos relacionados con la hoja de ruta separatista. Un ejemplo de ello es el reciente vendaval político protagonizado por el juez y exsenador Santi Vidal, quien se jactó de las supuestas ilegalidades cometidas por el Gobierno catalán para hacerse con un censo fiscal. El vicepresidente económico Oriol Junqueras ha desautorizado a Vidal, aunque ha dejado caer que la Generalitat sí tiene sus propios datos fiscales gracias a los impuestos que gestiona. Una afirmación dirigida, como las de Vidal, a contentar a los creyentes de la causa independentista.

Contudencia

Son precisamente esos alardes los que pretenden soslayar quienes pilotan la respuesta estatal al procés, partidarios de actuar con contundencia únicamente cuando haya casos de fragrante ilegalidad. Tanto la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, como el ministro de Justicia, Rafael Catalá, están en esa línea. En este sentido, según han explicado a Crónica Global fuentes gubernamentales, “hay inquietud entre los jueces y algunos de ellos han contactado con cargos de la administración de Justicia para interesarse por lo que puede pasar en los próximos meses”. Quieren calibrar, añaden, si se va a poner el freno o acelerar, ante el riesgo de colapso.

Asimismo, el Ejecutivo español mantiene su apuesta por una presencia institucional constante en Cataluña. Santamaría regresará de nuevo este viernes a Barcelona para explicar las inversiones que el Estado ha hecho en el aeropuerto de El Prat. “Hay que hacer pedagogía”, apuntan las mismas fuentes.

La idea es que los miembros del Gobierno español aprovechen sus visitas para intensificar sus contactos con los medios de comunicación en forma de ruedas de prensa o reuniones privadas, y encuentros con representantes de la sociedad civil.

Comentar
Antoni Ferret 31/01/2017 - 10:54h
La senyora Soraya ja era hora que tornés, que fa molts dies que sembla que hagi abandonat el projecte. Però no per fer rodes de premsa, sinó per parlar amb persones representatives, no sols del govern, sinó dels diferents partits i de la societat civil. Per acordar canvis positius en favor de Catalunya. Per dibuixar una "alternativa" a la separació. Però una "alternativa" realment interessant. No uns quants pegats.
¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información