Menú Buscar
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en rueda de prensa / EP

El Gobierno cambia sus polémicas ruedas de prensa tras el plante de los periodistas

La Secretaría de Estado de Comunicación anuncia que podrán participar por videoconferencia y preguntar directamente a los miembros del Ejecutivo

4 min

El Gobierno da marcha atrás en su polémica política de preguntas de los periodistas durante las ruedas de prensa telemáticas de sus portavoces. La Secretaría de Estado de Comunicación anuncia que, aquellos que habitualmente las cubren, podrán participar por videoconferencia y preguntar directamente a los miembros del Ejecutivo.

Esta medida se ha adoptado tras el plante de muchos medios de comunicación a las ruedas de prensa de La Moncloa, que incluía el medio millar de periodistas que secundaron un manifiesto --titulado La libertad de preguntar-- en el que denunciaban las limitaciones profesionales a las que se enfrentaban estos días.

El Gobierno rectifica

Desde La Moncloa han aceptado cambiar el método de las ruedas de prensa telemáticas de sus portavoces. Los periodistas que cubren habitualmente las ruedas de prensa de Moncloa podrán participar por videoconferencia y preguntar directamente a los miembros del Gobierno, como reclamaban las principales asociaciones de periodistas desde hace días.

En un comunicado, el departamento que dirige Miguel Ángel Oliver ha anunciado que pondrá en marcha "un sistema seguro de videoconferencia" y "establecerá turnos de palabra" para que los 79 medios habituales puedan repartirse los turnos de preguntas "mediante un mecanismo aleatorio, público y verificable".

El plante ha dado sus frutos

Varios medios de comunicación se plantaron este sábado tras anunciar que no iban a volver a participar en las ruedas de prensa del Gobierno mientras no se modificase el actual sistema de selección de preguntas, que impedía a los periodistas preguntar directamente a los portavoces. Hasta ahora, los periodistas mandaban todas las cuestiones por escrito y debían pasar el filtro del secretario de Estado de Comunicación, el muy cuestionado Miguel Ángel Oliver.

Los profesionales de la información pidieron que esto cambiara para realizar su legítima labor de control al Gobierno en esta etapa de crisis que está viviendo España. "Esperamos que esta propuesta satisfaga la demanda de la profesión de preguntar e directo", ha indicado la Secretaría de Estado de Comunicación. 

El manifiesto de los periodistas

"La Secretaría de Estado de Comunicación ha organizado un sistema en el que todas las preguntas enviadas pasan necesariamente por el filtro del secretario de Estado, que es quien se está ocupando personalmente de formulárselas al presidente, a los ministros o a los técnicos. Es más, el propio secretario de Estado ha llegado a formular alguna pregunta o incluso ha tratado de corregir públicamente a alguno de los técnicos", explicaba el manifiesto, en el que se exigía al Gobierno una rectificación.

Tras conocer esta iniciativa, el Ejecutivo pidió a las asociaciones de la prensa que intermediaran en el asunto y, pocas horas después, la FAPE y la APM solicitaron que a Moncloa que estableciera un sistema de videoconferencia. Entre otras cosas, para que los periodistas tuvieran contacto directo con los portavoces gubernamentales y pudieran re-preguntar ante cualquiera de sus respuestas. Hasta este domingo, Moncloa no había accedido a esta petición.