Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Joan Guix, secretario de Salud Pública de la Generalitat / EFE

El Govern mantiene las restricciones en Barcelona y sólo desescala tres regiones

Las zonas más industriales y pobladas de Cataluña se mantendrán en la fase 0, mientras que Madrid, con un índice de mortalidad y contagios similar, pedirá entrar en la fase 1

6 min

La Generalitat de Cataluña propondrá al Ministerio de Sanidad que casi toda Cataluña se mantenga en la fase 0 del desconfinamiento por la pandemia de coronavirus, la más restrictiva, excepto las regiones sanitarias de Terres de l'Ebre, Camp de Tarragona y Aran-Alt Pirineu, que pasarían a la fase 1 a partir del próximo lunes 11 de mayo.

Así lo han explicado este miércoles la consejera de Salud, Alba Vergés, y el secretario de Salud Pública, Joan Guix, en una rueda de prensa telemática en la que se han reafirmado en desarrollar el desconfinamiento por regiones sanitarias y en la "prudencia" a la hora de hacerlo.

Fase 0

Mantener un territorio en la fase 0, en el que se encuadran casi todas las zonas más industriales y pobladas de Cataluña, y no pasar a la 1 implica, por ejemplo, que el próximo lunes seguirán las restricciones del confinamiento, el cierre de terrazas, hoteles y alojamientos turísticos y tampoco podrán reanudar sus actividades el sector agroalimentario y pesquero, ni las iglesias o los centros de alto rendimiento.

Esta propuesta, aprobada en el ámbito del Plan Territorial de Protección Civil de Cataluña (Procicat), se trasladará también este miércoles al Ministerio de Sanidad, que la debe aprobar para que el próximo lunes entre en vigor la fase 1 en las tres regiones sanitarias catalanas citadas. Y contrasta con el posicionamiento de otras regiones como Madrid, cuyo gobierno autonómico solicitará entrar directamente en la fase 1.

Barcelona, en riesgo "moderado-alto"

Con esta propuesta del Govern, la ciudad de Barcelona queda, por ahora, fuera de la fase 1, dada la avanzada progresión de la pandemia, clasificada con un riesgo "moderado-alto" de rebrote.

Según Vergés, sin embargo, en los últimos días han ido dinsminuyendo los casos de coronavirus positivos en Barcelona y la capacidad asistencial de la ciudad "es muy grande", por lo que ve previsible que podría afrontar con "cierta tranquilidad" los nuevos casos que se presenten.

Impacto por cada 100.000 habitantes

Para establecer esta clasificación de Barcelona y de las otras regiones sanitarias catalanas, Salud ha tenido en cuenta la tasa reproductiva efectiva, que indica la media de personas que se infectan de un mismo caso, y la incidencia acumulada del coronavirus por cada 100.000 habitantes en los últimos 14 días.

Con estos datos, se ha elaborado un índice que se ha denominado EPG, que es el producto de la multiplicación de la incidencia de casos nuevos de coronavirus por cada 100.000 habitantes en los últimos 14 días y el índice de transmisión de la última semana

Los indicadores del Govern definen así las categorías de riesgo: de 0 a 30 sería bajo; entre 30 y 70, moderado; entre 70 y 100, moderado-alto, y más de 100, alto.

Clasificación por zonas

Según este EPG, las regiones sanitarias con un riesgo de rebrote de la epidemia más bajo son el Alt Pirineu-Aran (8), Terres de l'Ebre (18) y Camp de Tarragona (21), las menos pobladas, que son las que propone la Generalitat que pasen ya la semana que viene a la fase 1.

Las regiones de Barcelona Metropolitana Norte (38), Metropolitana Sur (58), Cataluña Central (46), Lleida (60) y Girona (65) se han situado en una categoría de riesgo de rebrote moderado y deberán esperar unos días hasta que sus indicadores mejoren, mientras que Barcelona se ha clasificado como riesgo moderado-alto, con un índice de 91, muy cercano al 100 en el que se consideraría "alto".

Las clasificaciones de las situaciones moderada y moderada-alta de las regiones sanitarias indican, según Salud, "la necesidad de monitorizar la evolución de manera continua" los próximos días para prevenir rebrotes.

Contactos con Colau

Vergés ha asegurado que ha hablado con responsables del Ayuntamiento de Barcelona para ir "paso a paso" en la desescalada y que, por lo que ha "podido hablar con ellos", están "de acuerdo".

Los datos de Salud precisan que la incidencia acumulada del virus por cada 100.000 habitantes en los últimos 14 días en la ciudad de Barcelona es de 157, mientras que la de la región sanitaria de Girona es de 167, una situación que la consejera ha atribuido a los test PCR que se han hecho en los últimos días en residencias de ancianos de Girona y que han hecho aumentar en un 50% los casos nuevos diagnosticados de Covid-19.

Contraste con Madrid

A diferencia que en Cataluña, el Gobierno de la Comunidad de Madrid pedirá al Gobierno entrar en la fase 1, menos restrictiva, a pesar de ser ambas las regiones que encabezan los índices de víctimas mortales y contagios de todo el país.

Mientras el vicepresidente de la comunidad, de Ciudadanos, se había mostrado favorable a ese ritmo de normalización, la presidenta, del PP, era partidaria de ser más prudente en la desescalada. La oposición ha pedido al Ejecutivo autonómico los datos en los que se basa para su propuesta.