Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
La 'consellera' de Presidencia de la Generalitat, Laura Vilagrà / EUROPA PRESS

La Generalitat pide "cambios legislativos" al Gobierno en "semanas" para atender sus exigencias

Después de que el ministro de Presidencia, Félix Bolaños, haya admitido que el Ejecutivo de Pedro Sánchez es "partidario" de reformar la sedición, aunque no ve mayoría para abordarla

Ricard López
4 min

Cambiar la ley para satisfacer sus demandas. Esa es la reclamación de los dirigentes secesionistas de la Generalitat de Cataluña, que entre otras cuestiones piden una amnistía para exonerar a los mandatarios condenados o fugados por el procés y la organización del referéndum ilegal de independencia del 1 de octubre de 2017.

Así lo ha planteado este domingo la consellera de Presidencia del Govern, Laura Vilagrà, al ser preguntada sobre unas manifestaciones del ministro de Presidencia del Gobierno, Félix Bolaños, que ha reconocido en El Periódico de Catalunya que el Ejecutivo de Pedro Sánchez es "partidario" de reformar los delitos de rebelión y sedición, aunque puntualizando que en este momento no existe una mayoría parlamentaria para abordar esa reforma.

"Voluntad política"

Vilagrà, que el pasado viernes se reunió con Bolaños en el palacio de la Generalitat, ha reclamado este domingo al Gobierno que impulse "cambios legislativos significativos" en las próximas semanas.

La consellera ha replicado así a las palabras del ministro, advirtiéndole de que se deberá trabajar muy a fondo porque, según ella, "hay cuestiones más de voluntad política y otras que necesitan mayorías más amplias". En este sentido, cabe recordar que la Generalitat también intenta hacer inaplicables las sentencias judiciales firmes que obligan a impartir al menos un 25% de clases en castellano en el sistema educativo monolingüe obligatorio en catalán de esta autonomía.

Vilagrà ha recalcado que ERC quiere "hechos y resultados", y para ello cree que se necesitan cambios importantes en la legislación porque, a su modo de ver, "Cataluña" no se puede permitir seguir en esta situación, en referencia a los mandatarios secesionistas investigados en causas judiciales y a los cargos fugados en el extranjero por el procés.

"Represión"

La consellera del Govern autonómico catalán considera que "Cataluña no puede vivir en represión" [sic], y reclama seguir negociando para encontrar una solución a lo que llama "conflicto político" de los mandatarios nacionalistas catalanes.

Por lo que respecta a la propuesta de la presidenta del Parlament, Laura Borràs (JxCat), que en declaraciones a TV3 ha pedido anular el artículo 25.4 del reglamento de la Cámara catalana que prevé suspender a un diputado cuando se le abre juicio oral por corrupción --y que podría ser su caso en breve, al estar Borràs investigada por un presunto fraccionamiento de contratos a un amigo en el pasado--, Vilagrà se ha desmarcado, recordando que ERC siempre ha apostado "por la separación de poderes".

"Desjudicialización"

A pesar de ello, Vilagrà ha apuntado al mismo tiempo que una de las prioridades de la Generalitat en este proceso de negociación con el Gobierno es lo que denomina "desjudicialización" de la política en el caso del procés.

"No damos crédito ya. Queremos hechos y resultados, y que en las próximas semanas y meses hayan cambios significativos", ha enfatizado la consellera tras participar en un acto benéfico contra la esclerosis múltiple en Barcelona.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el de la Generalitat, Pere Aragonès, se reunirán el próximo viernes 15 de julio en La Moncloa, después de que ambos Ejecutivos hayan cerrado un acuerdo marco para el diálogo.