Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Victòria Alsina (JxCat), consejera de Acción Exterior de la Generalitat de Cataluña

La Generalitat gasta un 30% más en su Acción Exterior: "Tenemos una agenda independentista"

La 'consellera' Alsina defiende su extensa red de 'embajadas' autonómicas para que el Govern secesionista se exprese "sin tutelas y sin intermediarios"

5 min

La crisis económica derivada de la crisis del coronavirus y la invasión rusa de Ucrania, con su consiguiente inflación, no supone un obstáculo para que la Generalitat de Cataluña mantenga las partidas a sus planes de Acción Exterior. El Govern secesionista continúa ampliando su red de embajadas en el extranjero --con un aumento del 30 % del presupuesto para la consejería del ramo-- y aspira a pasar de los 44 países que cubre en la actualidad a 63 al final de 2022.

Este crecimiento supone, para la consellera de dicho negociado Victòria Alsina (JxCat), "un mensaje político de realidad, de que tenemos la competencia", afirma, si bien ésta también depende del Ejecutivo español. "¿La Acción Exterior Cataluña es igual al procés o la independencia? No, pero al mismo tiempo forma parte y hay que normalizar que es un Gobierno elegido democráticamente, que tiene una agenda independentista y que, en el momento en que tiene una interlocución internacional, tiene que poder expresar sin tutelas y sin intermediarios este punto de vista", explica Alsina en una entrevista a la agencia EFE.

"Retos compartidos"

"Creemos que son buenas estas delegaciones del gobierno a disposición de todos los entes públicos y privados de Cataluña", añade la mandataria posconvergente.

Alsina se desplazó el pasado miércoles a Senegal --de donde se prevé que regrese este domingo-- para presentar la apertura de una más de su amplia red de delegaciones políticas en el extranjero. En este caso, según Alsina, el Govern secesionista apuesta por África "por la población y el desarrollo que tendrá, por todos los retos compartidos en el Mediterráneo (…), que es un espacio geoestratégico muy importante para nosotros".

Para ello, la Generalitat abrirá también otra embajada en Pretoria (Sudáfrica) --que cubrirá Mozambique y Angola-- y moverá a Marruecos la que se encuentra en Túnez. La oficina en Senegal, dirigida por el delegado Javier Calderón, cubrirá también Gambia, Mali, Costa de Marfil, Ghana y Nigeria.

1,1 millones en cooperación

Según la consellera, la tradición de cooperación de organizaciones públicas y privadas de Cataluña con Senegal empezó en los años 60. En 2021, la Agencia Catalana de Cooperación al Desarrollo invirtió en Senegal 1,1 millones de euros.

"Los países donde abrimos una oficina política de representación del Gobierno [catalán] son los sitios donde queremos tener una relación 360°, es decir, una relación a todos los niveles: cultural, académica, de intercambio de talento, etcétera", afirma Alsina. "Queremos mantener relaciones con las instituciones públicas del país, el legislativo, el ejecutivo, queremos tener relación con las agencias sectoriales, queremos identificar proyectos de colaboración", añade.

"Nuestra cooperación al desarrollo quiere defender los derechos humanos en todos los países del mundo, pero la perspectiva de género y la igualdad de la mujer es una de las grandes dimensiones de nuestras políticas", explica Alsina al señalar que otros de los temas que les interesan en Senegal son la soberanía alimentaria y la agricultura sostenible.

Alsina se ha reunido esta semana, entre otros, con los representantes del Fondo de Naciones Unidas para la Población (UNFPA) en el país, con quienes acordaron una aportación de 150.000 euros para contribuir a eliminar las violencias de género y la mutilación genital femenina en la región sureña de la Casamance. La consellera también se comprometió a una contribución de unos 300.000 euros para otro proyecto con la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (OHCHR) en Dakar.