Menú Buscar
La entrada a la Fiscalía Superior de Cataluña tras el ataque de Arran / TWITTER

Los fiscales superiores condenan el ataque a la sede de la Fiscalía Superior de Cataluña

Los ataques y protestas van dirigidos a presionar a la comunidad internacional para que abandone su posición en favor del Estado de Derecho y la legalidad española

02.02.2019 12:22 h.
3 min

Los diecisiete fiscales superiores de las comunidades autónomas han expresado su "firme y enérgica condena" contra la agresión perpetrada por Arran a la sede de la Fiscalía Superior de Cataluña que tuvo lugar en la noche del viernes.

En un comunicado, los fiscales superiores, que ya mostraron este viernes en las redes sociales su "repulsa a este acto de violencia", rechazan así cualquier ataque o forma de presión a una institución que "en todo caso no va a quebrar la decidida voluntad de los fiscales para seguir defendiendo en Cataluña el respeto por la ley, los valores constitucionales y los derechos fundamentales de todos los ciudadanos".

"Seguiremos mostrando nuestro apoyo y solidaridad a la labor de los compañeros fiscales de Cataluña tal y como hemos puesto de manifiesto en distintos foros y actos públicos desde que se inició la investigación judicial por el proceso soberanista", apunta el comunicado.

Protestas contra el juicio

El ataque se produjo en los aledaños de una manifestación que habían convocado los CDR desde el cruce entre Rambla Cataluña y la avenida Diagonal para protestar contra el juicio del proceso soberanista y el traslado de los presos a Madrid.

A la vez, a las 20.30 horas se estaba celebrando una concentración de la ANC frente a la sede del Parlamento y la Comisión Europea (CE) en Barcelona, a escasos 200 metros de la Fiscalía, que varios manifestantes de la entidad han ocupado para entregar una carta dirigida al presidente de la CE, Jean Claude Juncker, en la que piden que actúe por la "vulneración de derechos" del Estado.

Puigdemont arremete contra la CE

Estos incidentes se han producido paralelamente a las acusaciones del expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont contra Bruselas.

Después de no lograr recabar apoyos de peso, el exmandatario huido a Waterloo cargó contra la Comisión Europea asegurando que "no olvideramos su cobardía", en relación a su posición de mantenerse junto a la legalidad y el Estado de derecho en España.