Menú Buscar
Santiago Abascal, presidente de Vox, durante un mitin electoral / EFE

Un exconcejal amenazado por ETA da un portazo a Vox

El exedil y letrado Javier Berzosa, señalado por la banda terrorista, abandona el partido de Santi Abascal acusándolo de ser "el cortijo de unos cuantos"

19.04.2019 00:00 h.
6 min

Doloroso portazo a Vox, y no de alguien sospechoso de ser independentista, izquierdista o feminazi. El exconcejal del PP y abogado Javier Berzosa, que fue señalado por la banda terrorista ETA en Cataluña durante años, ha abandonado abruptamente el partido de Santiago Abascal tras ser ninguneado. El exelecto y abogado se ha marchado del partido verde tras afiliarse y cerciorarse de que es, según él, "el cortijo de unos cuantos que tienen miedo a que otros puedan hacerles sombra".

En una carta interna dirigida al secretario general de Vox, Javier Ortega Smith, a la que ha podido acceder este medio, el profesional de la abogacía y concejal del Partido Popular (PP) en Alella (Barcelona) de 2007 a 2015 comunica su baja. La justifica el exedil popular con el argumento de que "hoy por hoy no parece que sea mi trinchera, quién sabe si mañana pueda serlo si en ella combaten mejores y más sacrificados soldados". Además de esta metáfora, esgrime el letrado y antiguo representante público una corta pero intensa hoja de servicios en Vox que habría sido acogida con un frío recibimiento por parte de la cúpula de la formación ultra en Barcelona.

"Abrí a Vox la puerta de la Feria de Abril de Cataluña"

Recuerda Berzosa, a la sazón abogado de la Federacion de Entidades Culturales Andaluzas en Cataluña (Fecac), que él "negoció con la empresa municipal Barcelona de Serveis Municipals (B:SM) y con la entidad organizadora de la Feria de Abril de Cataluña, la Fecac, para que Vox pudiera estar presente en la próxima edición de la feria con una caseta junto al resto de partidos parlamentarios, pese a no tener representación alguna". Indica también el exconcejal amenazado por ETA que asistió a las reuniones de trabajo de la formación a las que fue convocado, la última de ellas el pasado 5 de abril.

Javier Ortega Smith, secretario general de Vox / EFE

Javier Ortega Smith, secretario general de Vox, a quien el militante se ha quejado / EFE

No obstante, Vox no correspondió a la labor del letrado y militante. Lo vetó la formación en las tareas de campaña, explica el abogado, pese a que Berzosa fue edil popular en el municipio, vocal no electoral de la Junta Electoral de Zona (JEZ), representante del PP en una comisión de la Junta Electoral Provincial, coordinador ponente de los populares en las autonómicas de 2010 en Cataluña o secretario de congresos autonómicos y provinciales, entre otros cargos. "Esa es la experiencia que pensaba que podía aportar", lamenta, tras ser apartado de las labores por los coordinadores de la plataforma derechista por personas "cuya máxima experiencia, sin quitarle méritos, es montar carpas o asistir a actos".

'Paracaidistas' e ideología vacía

Hay más. El exconcejal popular, cuyo nombre apareció en la documentación del comando Barcelona de ETA, "vio perder a dos compañeros de partido" a manos de la banda terrorista, debió aplicar el Manual de Autoprotección y "pasar el detector de bombas por los bajos del coche cada mañana para llevar a su hija al colegio", afea más cosas al partido de Santiago Abascal. "Exdirigentes de partidos como Fuerza Nueva y similares son candidatos en provincias en las que ni residen, o hacen doblete en candidaturas en generales y municipales, sin dudar de su valía". En el capítulo ideológico, Berzosa lamenta que en las 100 medidas urgentes de Vox para España faltan "cuestiones tan importantes para los españoles como la vivienda, el empleo, la sanidad o los servicios sociales".

"He hablado con excompañeros míos del PPC o representantes de asociaciones cívicas para que se sumaran al proyecto de Vox --continúa el abogado-- y, al final, ya afiliados, no se les ha tenido en cuenta ni para sentarse a hablar con ellos, traslandándome a mí su decepcionante impresión del funcionamiento del partido con la consiguiente baja de su condición de afiliados, en algunos casos". Además, critica el exconcejal que Ortega Smith y el resto del equipo legal de la acusación popular en el juicio del procés en el Tribunal Supremo u otros en los que participa el partido en Cataluña lo hayan orillado. "Ya fuera para liberarles a ellos o para visualizar la presencia de abogados catalanes como acusación también en el proceso", agrega Berzosa. Nada de ello le fue concedido, por lo que el veterano abogado y político se marcha de Vox y ruega que le abonen la última cuota mensual, que le ha sido cobrada por duplicado.