Menú Buscar
La bandera independentista colgada en el Palacio Real de Barcelona / PP

Cuelgan una estelada en plena avenida Diagonal de Barcelona

El PP exige al Ayuntamiento de Barcelona retirar la bandera independentista de uno de los mástiles del Palacio Real e izar las enseñas oficiales

4 min

Individuos desconocidos han colgado hoy una bandera independentista en plena avenida Diagonal de Barcelona. El PP ha exigido al Ayuntamiento de Barcelona, que comanda el gobierno de Barcelona en Comú (BComú), que retire la estelada de uno de los mástiles del Palacio Real de Pedralbes y exponga las banderas oficiales: la señera y la española.

"Reclamo arriar la estelada de los mástiles oficiales del Palacio Real en la Diagonal. No solo el Ayuntamiento no iza las banderas oficiales de Cataluña y España, sino que ahora consiente que una bandera independentista sea izada", ha señalado en su perfil oficial de Twitter el presidente del grupo municipal popular en el Ayuntamiento de Barcelona, Alberto Fernández Díaz tras cerciorarse de la presencia de la enseña.

Polémicas con la bandera de España

La petición del líder del PP en Barcelona a la munícipe llega después de diversas polémicas del Ejecutivo local de Barcelona en Comú (BComú) con la bandera española. El episodio más subido de tono se produjo durante las fiestas de La Mercè de 2015, cuando el primer teniente de alcalde, Gerardo Pisarello, trató de impedir que el propio Fernández Díaz desplegara una enseña nacional en el balcón consistorial. Pisarello no puso ninguna objeción a que el líder de ERC en el consistorio, Alfred Bosch, mostrara una estelada a los vecinos congregados en la plaza de Sant Jaume.

Además de ello, el gobierno municipal de los comunes ha mostrado su frialdad cuando no hostilidad abierta hacia el sentimiento español. El equipo de Ada Colau puso trabas para ver a la La Roja en el Mundial de Rusia en junio de este año. Impidió el mismo acto público en 2016 con la Eurocopa de Francia e incluso llegó a multar a Barcelona con la Selección por improvisar una retransmisión en directo en la plaza de Cataluña.

Coquetea con el independentismo

Por contra, BComú sí ha coqueteado con los independentistas en varias ocasiones. La prueba más evidente de ello es que la alcaldesa de Barcelona fue a votar en la pseudoconsulta de independencia de 2014 y en el referéndum ilegal de secesión celebrado el 1 de octubre de 2017. Asimismo, mantiene colgado un lazo amarillo de la fachada municipal del consistorio, pese a que varios grupos de la oposición han pedido retirarlo en aras de garantizar la neutralidad institucional.

El símbolo independentista provocó una pelea a las puertas de la casa consistorial en junio de este año tras una manifestación por la unidad de España. En ese momento, técnicos municipales quitaron el plástico, pero lo volvieron a colocar al poco rato. Tras ello, el número dos de Colau, Gerardo Pisarello, defendió que el montaje "se había dañado" con el viento.