Menú Buscar
El presidente del Parlament, Roger Torrent, y dirigente de ERC en una imagen de archivo / EFE

Esquerra muestra su perplejidad por el recurso de Puigdemont ante el TC

Puigdemont apunta al republicano Roger Torrent como el opositor a sus planes y Junts per Catalunya defiende que se trata de una cuestión “técnica”

22.01.2019 13:57 h.
3 min

Las versiones son distintas y eso explica que no había nada pactado. La decisión de Carles Puigdemont de presentar un recurso de amparo ante el Tribunal Constitucional, el mismo que el independentismo considera “deslegitimado”, para rechazar el acuerdo de la Mesa del Parlament que le retiró la delegación del voto, ha causado la perplejidad de la dirección de Esquerra. Mientras que Junts per Catalunya arguye que se trata de una cuestión “técnico-jurídica”, para agotar toda la cadena de recursos, como necesario y obligado antes de recurrir ante el Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH), los republicanos no lo ven “necesario”, y señalan que no estaban advertidos sobre esa cuestión.

La pregunta que surge, entre los propios implicados, es si vale la pena mantener el Govern en esas condiciones. El entorno de Puigdemont considera que debe hacer lo posible por defender sus posiciones pero, principalmente, para competir electoralmente con Esquerra. Y eso pasa por constatar, de cara a los electores independentistas, que es Roger Torrent quien se opone con más fuerza a que Puigdemont pueda ser investido.

El presidente catalán, Quim Torra (d), y su antecesor huido, Carles Puigdemont / EFE

Carles Puigdemont y Quim Torra

Reunión Torra-Aragonès

No es tanto un objetivo posible, la investidura de Puigdemont, como la voluntad de dejar a ERC como el partido que abraza ahora el autonomismo, y que no quiere implementar la República.

roger torrent

El presidente del Parlament, Roger Torrent

Este martes se reunirá el presidente de la Generalitat, Quim Torra, y el vicepresidente, Pere Aragonès, para coordinar, de nuevo, decisiones y políticas, tras el nuevo incidente. De hecho, ahora se reabre la mayor crisis que estalló entre Junts per Catalunya y ERC, a partir de los diputados suspendidos. Una reunión entre los mismos interlocutores solventó temporalmente el problema. Pero las malas relaciones se mantienen, a las puertas del juicio a los políticos presos, cuyo estandarte es el líder de ERC, Oriol Junqueras. Toda la atención se centrará en Junqueras, mientras Puigdemont, desde Bruselas, busca cómo alentar sus intereses electorales, en detrimento de los republicanos de cara a las elecciones municipales y europeas el 26 de mayo.

¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información