Menú Buscar
Íñigo Errejón

Errejón mantiene la incógnita sobre su desembarco en Cataluña

Colau presiona para evitar que Más País se coma su terreno, mientras que en ICV se disparan los rumores, sin que se hayan producido contactos con Rabell y Coscubiela

02.10.2019 00:00 h.
4 min

Hace meses que en la confluencia de los comunes, en la que participan Podemos e ICV, se teme el desembarco de Íñigo Errejón. De hecho, hace meses que el líder de Más País, una escisión podemita, envió a Tania Sánchez a explorar el terreno. Sin embargo, la ambigüedad de Errejón sobre el procés, unida a la falta de una figura potente que pueda liderar su formación en Cataluña, hace difícil el despegue de su proyecto. La incógnita, no obstante, se mantiene.

“Difícil que se presente si no tiene opciones, si no se asegura un escaño por Barcelona”, explican fuentes de la confluencia. Afirman que el único espacio donde puede buscar candidato es en ICV, un partido que este verano presentó concurso de acreedores.

Presiones de Colau e ICV

Pero la dirección in pectore de ICV, así como la líder de los comunes, Ada Colau, están presionando para que nadie se incorpore al proyecto de Errejón, según explican estas fuentes.

No es la primera vez que se habla del posible desembarco del expodemita, impulsor de Más Madrid, en la comunidad catalana. Tal como publicó este medio, antes del verano, Tania Sánchez –una de sus valedores en la convulsa reunión de Vistalegre II–, se desplazó a Cataluña a establecer contactos con la finalidad de arrebatar a Pablo Iglesias el espacio de Podem, que en la autonomía está liderado por Noelia Bail. La operación no prosperó. Entre otras cosas porque los presuntos aliados de Errejón –la actual presidenta del grupo parlamentario de Catalunya en Comú Podem, Jessica Albiach; el sindicalista y exsenador Óscar Guardingo y la diputada Yolanda López— no se comprometieron.

Joan Coscubiela (i) y Lluís Rabell (D), exdiputados de Catalunya Sí que es Pot en el Parlament / EFE
Joan Coscubiela y Lluís Rabell, diputados de Catalunya Sí que es Pot en el Parlament / EFE

Errejón no ha establecido ningún contacto oficial con ICV. “Ni con Joan Coscubiela ni Lluís Rabell en particular. Hay mucho ruido y rumores, pero hasta ahora nada en concreto”, afirman desde la formación ecosocialista.

“Cada vez veo más complicado que Errejón se presente. Es probable que tenga recorrido, pero está lleno de incógnitas”, añaden. A diferencia de otras comunidades, Podem no tiene un peso excesivo en la confluencia catalana liderada por los comunes, de ahí que tampoco sea un ámbito que Más País pueda asaltar.

'Procesismo' convulso

“La figura de Errejón es muy potente en Madrid. Si no tiene alguna personalidad de referencia, ni presencia en el territorio catalán, poco puede hacer en un momento procesista tan convulso”. 

Tampoco es que los comunes atraviesen su mejor momento, pues salvaron los muebles con un pacto in extremis con PSC que les permitió retener el Ayuntamiento de Barcelona. “Es un producto caducado y demasiado cercano emocionalmente al procesismo, pero Errejón también transmite ambigüedad ante el conflicto nacional”, reflexiona un dirigente ecosocialista.

Pronostica que Errejón podría evitar que los votos de los desencantados de Podemos y de los comunes fueran a pasar a los socialistas, pero sin un/una dirigente potente “le sería difícil despegar”.