Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Jaume Collboni (PSC), Ernest Maragall (ERC) y Ada Colau (BComú) / EFE

ERC ganaría las elecciones en Barcelona y Colau quedaría tercera

Un sondeo publicado por 'Metrópoli' sitúa al PSC en segunda posición, mientras que JxCat repetiría resultados, Cs se hundiría y el PP se quedaría fuera del consistorio

4 min

ERC ganaría las elecciones municipales del año que viene en Barcelona, por delante de un PSC al alza y de unos comunes que bajan ligeramente en intención de voto respecto a los comicios de 2019. Junts per Catalunya se quedaría con la misma representación que tiene actualmente en el consistorio, mientras que Ciutadans sufriría una importante caída y el PP no obtendría ningún concejal. Vox tampoco entraría.

Este es el mapa electoral para la capital catalana que plasma un sondeo elaborado por Electomanía para Metrópoli. La muestra coloca a ERC como el claro vencedor de las elecciones, con el 13,5% de voto estimado, lo que se traduciría en 13 concejales, tres más respecto a los 10 actuales. Se trata de un avance sustancial pero que no le garantiza la alcaldía a Ernest Maragall, quien podría ver peligrar su victoria si se repitiese un pacto entre comunes y socialistas.

El PSC adelanta a BComú

El PSC sería la segunda fuerza más votada, con el 21,4% de los sufragios. Los socialistas pasarían de los actuales 8 concejales a 11. Así, Jaume Collboni protagonizaría un sorpasso a Barcelona en Comú, su actual socio de gobierno.

De confirmarse estos resultados, Ada Colau lo tendría más difícil para repetir como alcaldesa. Todo ello pese a que el sondeo le otorga los mismos concejales (10) que en las anteriores municipales, aunque Barcelona en Comú recogería el 19,1% de los sufragios, un punto y medio menos que en 2019, cuando logró el 20,7% de los votos.

Junts repite resultados

El mismo escenario se repetiría para Junts per Catalunya. La formación nacionalista conseguiría 5 concejales, igual que en 2019, pero se dejaría cerca de un punto en intención de voto.

Tras la dimisión de Elsa Artadi a principios de este mes, falta por ver si el nuevo candidato mejora los pronósticos de la formación presidida por Carles Puigdemont en el principal ayuntamiento de Cataluña.

La derecha se hunde

El mayor descalabro se lo lleva derecha. Ciutadans pasaría de los 6 concejales que cosechó en 2019 –con Manuel Valls liderando la marca Barcelona pel Canvi-- a los 2 que les otorga el sondeo. La desintegración del partido naranja a nivel local y nacional se traduciría en una caída de unos 8 puntos en intención de voto en Barcelona.

El PP tampoco se recupera. Incluso perdería los dos concejales que obtuvo por los pelos Josep Bou en 2019. Con un 4,9% de los sufragios, el partido conservador se quedaría sin representación en el Ayuntamiento de Barcelona. Sin embargo, la pérdida de votos de los populares no facilitaría la entrada de la a extrema derecha en el consistorio, pues Vox apenas se quedaría con un 2,5% de las papeletas.

Rosell aparece en las quinielas

La sorpresa la protagoniza Sandro Rosell. Pese a no haber formalizado su candidatura, el sondeo otorga al expresidente del FC Barcelona un 4,7% de los votos, muy cerca de la barrera electoral del 5%.

Las predicciones de Rosell superan incluso las de la CUP, quien se quedaría fuera del ayuntamiento con el 3,3% de los sufragios. Las formaciones de centroderecha Valents y Centrem también están muy lejos de conseguir entrar en el consistorio barcelonés, con un 2,3% y 0,7% de los votos respectivamente.

El panel electoral se ha elaborado entre el 2 y el 18 de mayo, con una muestra de 1.374 respuestas online entre la población con derecho a voto en Barcelona. El margen de error es de tres puntos.