Menú Buscar
ERC intensifica la campaña del miedo: ve riesgo de "pucherazo" el 21D

ERC intensifica la campaña del miedo: ve riesgo de "pucherazo" el 21D

La formación liderada por Junqueras contará con 14.000 apoderados y espera obtener 36 ó 37 diputados para cubrir los 1,8 millones de euros invertidos en promoción

7 min

ERC ha presentado su campaña de cara al 21D asegurando que cuenta con 14.000 apoderados para controlar las 8.000 mesas electorales porque teme un "pucherazo" por parte del Estado. Un supuesto fraude electoral respecto al que la formación independentista no ha aportado ningún indicio. Así ocurrió también hace dos semanas con la denuncia lanzada por la secretaria general del partido, Marta Rovira, cuando aseguró que el Estado amenazó con "violencia extrema con muertos en la calle" en caso de seguir con el proceso secesionista tras el 1-O.

"Nunca hemos encontrado una respuesta clara a nuestra pregunta de si serán respetados los resultados y, en estas circunstancias, hemos incrementado nuestras acciones de control de los resultados electorales, y estaremos en condiciones de realizar un escrutinio paralelo", ha anunciado el director de campaña y portavoz de ERC, Sergi Sabrià.

Y ha insistido en que con ese recuento paralelo al oficial pretenden descartar que "se pudiera producir algún tipo de desviación o pucherazo electoral", ya que "se trata de unas elecciones ilegítimas e ilegales porque no han sido convocadas debidamente" al ser "impuestas" por el Gobierno central en aplicación del artículo 155 de la Constitución, tras la fallida declaración unilateral de independencia. Esto que genera "desconfianza" en ERC.

1,8 millones de euros

ERC invertirá en la campaña 1,8 millones de euros y tiene por lema "La democracia siempre gana" para destacar que el partido considera la democracia un valor fundamental frente a un Estado "que ha utilizado la violencia contra las urnas". La campaña girará en torno a tres conceptos: "denunciar" la represión que ERC cree que vive Cataluña; "proteger" las instituciones catalanas y "construir" la República, el proyecto del partido republicano de "toda la vida".

El objetivo de ERC será defender una victoria amplia del soberanismo frente a los partidos que han avalado la aplicación el artículo 155 en Cataluña, y ha advertido de que, si ganan los segundos, "arrasarán" definitivamente el autogobierno.

36 ó 37 diputados para financiar la campaña

Los 1,8 millones del presupuesto se desglosan en 700.000 euros para mailing y 1,1 millones para el resto: creatividad (72.000); publicidad exterior (347.000); publicidad en medios (220.000); actos (230.000); relación con la prensa (49.000); material (51.000): apoyo territorial (70.000); seguridad (15.000); imprevistos (30.000) y gastos financieros (16.000).

ERC prevé financiar toda la campaña con recursos propios y sin pedir créditos --los responsables financieros consideran que aún es pronto para confirmar que será así-- y calcula que, para cubrir los gastos sin generar déficit, debería lograr en los comicios 36 ó 37 diputados.

En las elecciones catalanas de 2015, ERC concurrió bajó la siglas de la coalición JxSí con un presupuesto de campaña que rondó los 3 millones de euros, pero hay que tener en cuenta que allí se juntó su músculo financiero con el de la extinta CDC.

De Vic a Sant Vicenç pasando por Bruselas

La campaña empezará la medianoche de lunes al martes de la semana que viene y ERC lo hará en Vic (Barcelona), el municipio natal de la número dos de la candidatura, Marta Rovira, y la cerrará en Sant Vicenç dels Horts (Barcelona), el municipio del cabeza de lista, Oriol Junqueras.

Durante los 15 días, los mítines más importantes se harán en Tàrrega (Lleida), Valls (Tarragona), Blanes (Girona), La Ràpita (Tarragona), Girona, Tarragona, Granollers, Mataró, Sabadell (Barcelona) y Lleida, y el acto central de campaña será el sábado 16 en Barcelona en un sitio aún por definir.

Uno de los puntos álgidos de la campaña será el jueves 7 de diciembre, cuando los candidatos se desplazarán a Bruselas para participar en la concentración soberanista convocada con el apoyo de ANC y Òmnium.

El dirigente de ERC Isaac Peraire ha explicado que, en paralelo a los actos principales de la campaña, ERC desplegará 550 actos por toda Cataluña, además de instalar 200 paradas informativas, donde alcaldes y concejales también tendrán protagonismo.

No prevén contar con los presos

Entre las caras visibles que tendrá la campaña, la principal será la de Marta Rovira, a las que hay que añadir las de los diputados de ERC Roger Torrent, Bernat Solé, Alba Vergés y Sergi Sabrià, y la de los miembros de otros partidos y de independientes que concurren en la lista, como los exsocialistas Ernest Maragall, Magda Casamitjana, Antoni Castellà y Fabián Mohedano.

Sabrià ha dicho que la campaña está diseñada para hacerla efectiva sin contar con los miembros de ERC que están en la cárcel por diversos delitos relacionados con el procés, y, si esta situación cambia y los encarcelados recuperan la libertad el viernes, lo celebrarán y se "adaptarán" a lo que estimen oportuno.

ERC aún no ha presentado su programa electoral y espera hacerlo en los próximos días, igual que mantiene la "esperanza" de llegar a un acuerdo con JuntsxCat y la CUP para llevar varios puntos de este programa de forma conjunta.