Menú Buscar
Quim Torra, junto a Elsa Artadi, diputada de Junts que ha presentado una enmienda para debatir la autodeterminación / JXCAT

Enmienda independentista para engañar al Constitucional

Junts per Catalunya presenta un texto para soslayar la prohibición del Alto Tribunal, al que acusa de "censura" e "injerencia", y debatir la autodeterminación en el próximo Pleno del Parlament

4 min

Los independentistas intentan engañar al Tribunal Constitucional (TC) para votar la autodeterminación en el Parlament. Lo hacen vía enmienda, para restituir es espíritu inicial de una propuesta de resolución (PR) enmendada por el Alto Tribunal.

El TC suspendió parte de la propuesta conjunta de Junts per Catalunya, ERC y CUP en la que se reivindicaba el derecho a debatir la autodeterminación, a modo de respuesta a la sentencia del Tribunal Supremo sobre el referéndum del 1-O. Ahora, de cara al Pleno que se celebrará la semana próxima en la Cámara catalana, la diputada de Junts, Elsa Artadi, ha presentado una serie de enmiendas para colar de nuevo el debate sobre la autodeterminación y, de paso, denunciar la "censura previa" del TC y sus "reiteradas injerencias". Asegura que ERC conoce el contenido y que, a su juicio, "no debe haber problema en consensuarlo".

En el texto, que se puede leer en este enlace, los neoconvergentes denuncian "la censura previa que el Tribunal Constitucional pretende imponer en el Parlament mediante sus providencias" como la  "del 5 de noviembre de 2019, que ha ordenado la suspensión parcial del punto 11 de esta propuesta de resolución".

Por eso, reiteran "tantas veces como quieran los diputados, la reprobación de la monarquía, la defensa del derecho a la autodeterminación y la reivindicación de la soberanía del pueblo de Cataluña para decidir su futuro político".

La iniciativa --que se puede leer en este enlace-- constaba de quince artículos en los que, tras condena la sentencia del TS, reivindicaba el carácter pacífico del independentismo. En el punto 11, reclamaba "el derecho de los diputados y diputadas a poder debatir sobre todos los asuntos que interesan a la ciudadanía, incluidos el derecho a la autodeterminación, la monarquía o la soberanía". Asimismo, rechazan las "reiteradas injerencias del Constitucional sobre el parlament con el objetivo de limitar el debate democrático, que lesionan la autonomía y la inviolabilidad de la Cámara y atentan contra los derechos de los diputados".

"ERC conoce el contenido"

A juicio de Artadi, "el TC hace política una vez más, trocea nuestra PR y censura al pueblo de Cataluña" y ha recordado que la CUP ha presentado una moción en la misma línea. Asegiura que ERC conoce el contenido y "entendemos que no debe haber ningún problema por su parte, pues ya tenía una posición en esta sentido. El texto final tendrá que ser consensuado".

La PR fue recurrida por el Gobierno español ante el TC, que suspendió esa parte del artículo 11 y advirtió al presidente del Parlament, Roger Torrent (ERC), y los miembros de la Mesa de las consecuencias penales de tramitar iniciativas contrarias a la doctrina del Alto Tribunal. Esta orden provocó una discusión en la Mesa, con mayoría independentista y que reivindicó su potestad para decidir si se suspendía o no ese párrafo. Por el contrario, el letrado mayor, Joan Ridao, decidió que la PR fuera publicada en el Boletín Oficial del Parlament sin ese párrafo impugnado.