Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Eloi Badia (c), concejal de Emergencia Climática y presidente de Cementiris de Barcelona, hoy / CG

Badia ataca a los servicios funerarios para levantar su imagen

El concejal de Emergencia Climática y presidente de Cementiris de Barcelona anuncia que los sanitarios mediarán con los operadores

4 min

El concejal de Emergencia Climática y presidente de Cementiris de Barcelona (Cbsa), Eloi Badia, ha buscado el cuerpo a cuerpo con el sector funerario para tratar de recuperar reputación en plena tormenta por asuntos como la crisis de la recogida de basuras puerta a puerta de Sant Andreu, la petición de dimisión por parte de diversas entidades vecinales o el hartazgo del PSC con su guerra por el agua., 

El edil ha presentado hoy una ampliación del protocolo ya existente sobre servicios funerarios en la Ciudad Condal [ver aquí] que introduce algunas novedades menores. La principal es que algunos hospitales que participan en el Consorcio Sanitario de Barcelona (CBS), con la gran ausencia del Hospital Vall d'Hebron, impondrán la mediación de sanitarios de los hospitales con los operadores funerarios en el momento del fallecimiento un paciente. 

"Espacio de duelo"

En esencia, cuando un enfermo atendido en un centro sanitario fallezca, los sanitarios conducirán a los familiares a un espacio de duelo. Allí les entregarán un tríptico informativo sobre las opciones que tienen. El documento incluirá un precio máximo de entierro que, según cálculos del Ayuntamiento de Barcelona, alcanza "los 2.100 euros, como máximo". 

La información que los sanitarios darán a los familiares se referirá también a los seguros de deceso, las diferencias entre servicios de cremación e inhumación, las empresas que prestan servicio en la Ciudad Condal, las "opciones en caso de falta de recursos" y los derechos del consumidor.

Cementiris, excluido de nuevo

En lo que no hace énfasis el protocolo es en los precios de los entierros en la capital catalana, que el consistorio presidido por Ada Colau encareció --con un incremento de la tasa de mantenimiento-- en plena pandemia del coronavirus en 2020.

A preguntas de este medio, Eloi Badia ha defendido que los precios de Cementiris de Barcelona, empresa que él preside, son "públicos y regulados". Son tarifas que "no varían", por cuanto "no se han visto sujetos a negociación" con los usuarios. 

Remontar su imagen

La ampliación del protocolo de servicios funerarios llega en plena crisis de reputación de Eloi Badia. El electo forma parte de un gobierno cuya labor ya es el tercer problema para los barceloneses tras la inseguridad y la movilidad. 

En el caso específico de Badia, el edil de BComú lidia con una rebelión por la recogida de basura en el barrio de Sant Andreu. Antes, la desconfianza del PSC por los chiringuitos por el agua pública y el hecho de que una veintena de asociaciones de vecinos pidió su dimisión en primavera. Se quejaron de su falta de diálogo y autoritarismo. Hasta ahora, el gobierno municipal ha desoído a los residentes.