Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Joan Ignasi Elena, consejero de Interior de la Generalitat de Cataluña / EP

Elena cree que Barcelona tiene más problemas de "incivismo" que de seguridad

El 'conseller' de Interior considera que las cuestiones relacionadas con los incívicos son competencias municipales

4 min

El conseller de Interior, Joan Ignasi Elena, considera que Barcelona tiene "más un problema de incivismo que de seguridad". Asegura que es una ciudad segura, a la que los Mossos d'Esquadra destinan "recursos, energías y efectivos".

Además, apunta al Ayuntamiento de la Ciudad Condal y dice que las cuestiones relacionadas con los incívicos son competencias municipales.

Colaboración con la Guardia Urbana

En una entrevista en La Vanguardia, Elena ha asegurado que el 75% de las detenciones que se realizan en la capital catalana las efectúa la policía autonómica. En este sentido, ha reafirmado el compromiso de sus agentes para "ayudar a la Guardia Urbana en todo aquello que pasa en la ciudad".

Los Mossos efectúan una detención / MOSSOS
Los Mossos efectúan una detención / MOSSOS

"En la práctica estamos coordinados. Vamos muy de la mano en los operativos, en la estrategia, en el trabajo conjunto en los distritos", ha expresado el conseller, que ha defendido su implicación con la ciudad y en escuchar a la ciudadanía para atender sus necesidades.

Más presencia territorial

A pesar de que la seguridad en Cataluña está garantizada, según dice, el titular de Interior ha explicado que se necesitan más agentes, más presencia policial en el territorio, más comisarías en los barrios y más dispositivos conjuntos con policías locales. 

"A veces el incivismo genera una sensación de inseguridad. La presencia permanente en los barrios, en los comercios, aligera mucho la percepción de inseguridad", ha añadido.

Hacer frente a los incendios

En relación a los incendios, el consejero Elena ha hecho una valoración "positiva" de la actuación de los servicios de emergencia en los fuegos que ha habido en Cataluña en las últimas semanas. Asimismo, ha recordado que ha incrementado el presupuesto en seguridad y emergencias en un 20% para movilizar más medios de cara a nuevos episodios.

"Ha habido demasiados años sin contrataciones, siete u ocho años, y las consecuencias están aquí. Pero si hay nuevas situaciones de emergencia las afrontaremos con garantías", ha añadido. Y sobre las medidas de restricción al tráfico adoptadas por Barcelona, ha respondido que cualquier medida que afecte a la red viaria en cualquier ciudad del área metropolitana de Barcelona ha de tomarse desde una óptica metropolitana, no en clave local, porque "todas las medidas en clave local son un error".

Mesa de diálogo: un triunfo político

El conseller ha reivindicado la mesa de negociación como un triunfo político al considerar que "es el reconocimiento de un conflicto político entre Cataluña y España. Ha acusado al Gobierno de paralizar cualquier proceso de diálogo y dice que está en su mano restablecer la confianza, perdida a raíz, sobre todo, del caso Pegasus.

Para Elena, el ministro de Interior, Fernando Grande-Marlaska, forma parte de un Gobierno en el que el Govern ha perdido la confianza "por el reiterado incumplimiento vinculado a la política represiva, por sus incumplimientos presupuestarios, por un conjunto de situaciones que han hecho que la confianza que debería existir esté muy deteriorada, y en particular en el marco de la mesa de negociación".