Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
El conseller de Interior, Joan Ignasi Elena, quien dice que su partido "no se levantará nunca de la mesa de diálogo" / EUROPA PRESS

Elena comparecerá el lunes en el Parlament por la purga en los Mossos

El titular de Interior explicará en comisión los cambios en la cúpula de la policía autonómica tras el cese del mayor Josep Lluís Trapero

2 min

El consejero de Interior, Joan Ignasi Elena, comparecerá el próximo lunes 24 de enero en el Parlament sobre la purga en los Mossos d’Esquadra. A petición propia, explicará los cambios en la cúpula de la policía autonómica tras el cese del mayor Josep Lluís Trapero y del máximo responsable de investigación criminal, Toni Rodríguez.

Lo hará en la comisión de Interior, que se reunirá de forma extraordinaria, a partir de las tres de la tarde. Algunos partidos de la oposición pidieron esta comparecencia a raíz de los cambios en el cuerpo, pero estas solicitudes han decaído después de que Elena haya pedido comparecer.

El Govern niega una purga

El Govern destituyó a finales de diciembre al mayor de los Mossos, Josep Lluís Trapero, y nombró como sustituto a Josep Maria Estela, hasta entonces Jefe de la Región Policial de Tarragona.

Desde el ejecutivo autonómico negaban que la remodelación en la cúpula de la policía fuera una purga. La portavoz, Patricia Plaja, explicaba que la intención era transformarlo en un cuerpo más feminizado ya que, según señaló, solo tres de las 27 comisarias del cuerpo eran mujeres.

La nueva cúpula de Mossos d'Esquadra encabezada por Josep Maria Estela / MOSSOS
La nueva cúpula de Mossos d'Esquadra encabezada por Josep Maria Estela / MOSSOS

Críticas de la oposición

Desde el PSC consideran que los cambios en los mandos policiales responden a una estrategia de crear “una policía patriótica. Ciudadanos también hablaba de “purga”. Su presidente en el Parlament, Carlos Carrizosa, cree que el Govern pretende “hacerse con el control de los Mossos” y transformarlo en un cuerpo “domesticado”.

También desde el PP, Lorena Roldán lo criticaba: “Esta purga es un golpe caciquil en contra de los profesionales y a favor de la politización”.