Menú Buscar
El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y la vicepresidenta, Soraya Sáenz de Santamaría, en el Congreso

El PP amenaza con llevar a Patxi López al Constitucional por los detalles de la investidura

Los 'populares' pretenden evitar que el socialista Pedro Sánchez intervenga en solitario el primer día, y ponen también pegas a la fecha de la segunda votación

Redacción
3 min

Lío en torno al debate de investidura. No ya por el resultado de la misma, sino por los detalles organizativos de la misma. Una polémica protagonizada especialmente por el PP, que ha llegado a amenazar con elevar al Tribunal Consitucional lo dispuesto por el presidente del Congreso, Patxi López, para la próxima semana.

La queja del PP es doble. Por una parte, consideran "arbitraria" la decisión de López de que la primera jornada del debate de investidura cuente sólo con la intervención del candidato, Pedro Sánchez, y no de los portavoces del resto de los grupos. Una reclamación que puede entenderse en sentido inverso: los 'populares' querrían que su líder, el presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy, interviniera en el Congreso el mismo día que Sánchez –y después de éste–, para eclipsar su discurso.

López ya adelantó la primera jornada

De hecho, López adelantó un día la fecha de la primera sesión del debate, ahora programada para el próximo martes, 1 de marzo. Un cambio que ha traído otra serie de modificaciones y polémicas. Este adelanto implicaba también celebrar la primera votación el miércoles día 2, y se justificó porque era la manera de asegurar que, en caso de repetición de elecciones –que deben celebrarse dos meses después de la primera votación de investidura– los comicios se celebraran en domingo.

La segunda votación debe llevarse a cabo 48 horas después de la primera. El viernes 4 por la tarde, por tanto. Y en esto también hay enfrentamiento. López proponía celebrarla el sábado 5, aduciendo precedentes en que este plazo máximo se ha interpretado con generosidad. Y el PP está exigiendo que no se sobrepase.

Límite: 48 horas

No parece muy evidente en qué puede perjudicar o no al PP que la segunda votación caiga el viernes por la noche o el sábado por la mañana. Aunque la vicepresidenta en funciones, Soraya Sáenz de Santamaría, ha expuesto que "las horas de la noche también son hábiles", y que no se puede presentar otro candidato hasta que el primero no se somete a una segunda votación.

La insistencia en el plazo de 48 horas, no obstante, permite al PP amenazar con el Constitucional, ya que es la Carta Magna la que establece este tiempo máximo entre votaciones.