Menú Buscar
Miembros del movimiento Gure Esku Dago (Está en nuestra mano) se dirigen a los habitantes de un pueblo.

El 9N vasco se pone en movimiento

Una plataforma al margen de los partidos convoca una votación por un Estado propio en 34 municipios rurales

Redacción
2 min

El movimiento independentista vasco ensaya este domingo algo semejante a lo que fue en 9N en Cataluña. Gure Esku Dago ha organizado una votación, de cuya ilegalidad ha advertido el Gobierno central, que apoyan PNV y Bildu, pero que rechazan PSE y PP. Podemos, de momento, se abstiene.

Un total de 113 mesas se han habilitado desde las nueve de esta mañana en 34 localidades vascas del ámbito rural guipuzcoano en su mayoría para votar si se quiere "ser ciudadano de un Estado vasco" independiente, en una cita organizada por la plataforma en favor del derecho a decidir Gure Esku Dago.

En concreto, se trata de 23 localidades del Goierri, ocho de Debagoiena, Aramaio, Azpeitia e Ispaster.

Sacar las urnas a la calle

Según han destacado desde los organizadores, Gure Esku Dago, lo más "difícil está hecho" al haberse llevado a cabo "la tarea más compleja, la que hace necesario superar los tabúes que nos han perseguido: sacar las urnas a la calle y ponerlas a disposición de la ciudadanía".

Asimismo, han mostrado su deseo de que "lo que hoy es posible en estos 34 municipios, mañana lo sea en este pueblo de tres millones de habitantes".

Desde su punto de vista, se trata de un “paso importantísimo en la hoja de ruta" detallada por Gure Esku Dago de cara a 2018. "Hoy no solo contaremos los síes, hoy contaremos los síes, y los noes, y los nulos, y los blancos. Puede que no estemos acostumbrados a participar en eventos que son favorables a toda la gente, puede que sea más habitual actuar contra el prójimo”.