Menú Buscar
Logo corporativo de la CUP.

Dimite el 40% de la dirección de la CUP

Crisis en el partido anticapitalista tras la renuncia de seis miembros de su ejecutiva, que dan portazo tras los "pasos dados en falso"

Carles Ballfugó
3 min

Seis miembros del Secretariado Nacional de la CUP, sostén del Gobierno catalán de Junts pel Sí (JxS) en Cataluña, han dimitido hoy viernes reclamando "más democracia interna". La marcha de Joel Jové --diputado provincial en Lleida y concejal en Alfés-, Tomas Sayes, Roger Castellanos, Omar Diatta, Guim Pros --exconcejal en Sant Cugat del Vallés-- y Ester Rocabayera abre una crisis notable en el partido anticapitalista.

La dimisión de seis de los 15 cargos de la ejecutiva se produce entre llamadas a la "no dar pasos en falso". Los dimisionarios estarían en desacuerdo con la singladura política del partido, según se desprende de una carta interna a la que ha podido acceder este diario.

Carta a la militancia

La decisión sigue a la crisis generada en todo el país tras el 'no' de los anticapitalistas a la propuesta de presupuestos de la Generalitat para 2016. La negativa a aprobar las cuentas presentadas por el vicepresidente Oriol Junqueras ha roto el pacto de estabilidad entre JxS y la CUP, y ha generado el anuncio de una cuestión de confianza en septiembre por parte del President Carles Puigdemont.

Precisamente, en la misiva en la que anuncian su decisión, los cargos salientes recuerdan "el contexto político y social de relevancia histórica" en el que se encontraría Cataluña, que no "permite dar ningún paso en falso".

Maniobra frustrada

La dimisión del 40% de la ejecutiva de los radicales llega también antes de que el exdiputado en el Parlament Quim Arrufat logre hilvanar la lista de consenso para la renovación de la dirección del grupo, como avanzó Crónica Global.

El también profesor adjunto en la UB ha sondeado a militantes considerados de consenso, como Lluc Salellas --hermano del diputado en el Parlament, Benet Salellas, y concejal en Girona--, la alcaldesa de Berga, Montse Venturós, o la filóloga Laura Alegre.

La nueva ejecutiva fue presentada esta semana en privado en Barcelona. El siguiente paso era la dimisión programada de todo el Secretariado Nacional para iniciar el proceso electoral que eligiera a 15 nuevos miembros en noviembre. No obstante, seis miembros de la ejecutiva se han avanzado con su renuncia.