Menú Buscar
Melisa Rodríguez (Cs) se abre a reeditar un pacto con el PP en Cataluña / EP

Cs apuesta por una coalición en Cataluña pese al fiasco en el País Vasco

La formación naranja se muestra "razonablemente satisfecha" de haber obtenido un único diputado por Vitoria

3 min

Ciudadanos no descarta reeditar una coalición electoral con el Partido Popular en Cataluña pese al desastre que esta fórmula ha cosechado en las elecciones vascas. A falta del recuento del voto extranjero, Cs ha obtenido un único diputado por Vitoria.

La portavoz nacional naranja, Melisa Rodríguez, ha sacado pecho de estos resultados al afirmar que están "razonablemente satisfechos" porque Cs "por fin tiene voz y una voz libre" en la Cámara vasca. Para la portavoz, este puede ser un primer paso para mejorar allí su presencia, como sucedió en Cataluña, donde arrancaron con tres diputados autonómicos.

Fracaso del PP

En cambio, para los populares el tándem con Cs ha sido un fracaso ya que se ha quedado en cinco escaños de los 9 que consiguió el partido en 2016.

Pese a este revés, Rodríguez, en una rueda de prensa telemática tras la reunión de la Ejecutiva, ha argumentado que los datos del 12J no son directamente extrapolables a los de 2016 porque el panorama ha ido cambiando.

"Mala noche para el constitucionalismo"

Las encuestas, además, apuntaban que "una no coalición [sic] pudiera ser que no llegase a tener representación" y a eso, ha añadido, hay que sumarle casi un 50% de abstención en un escenario en el que el votante nacionalista "siempre está movilizado".

Ha afirmado que ayer fue una "mala noche" para el constitucionalismo por el avance del nacionalismo e independentismo y por eso ha pedido al Gobierno que deje de "dar alas" a estas formaciones y mire más al centro.

Auge del nacionalismo

También ha hablado el nuevo diputado naranja en el Parlamento vasco, José Manuel Gil (número 3 por Álava), quien se ha mostrado "muy preocupado por el auge" de los nacionalistas, pero también convencido que se le puede combatir con políticas útiles para todos los vascos y desde una posición "firme y sin concesiones".

Sobre los pésimos resultados obtenidos por el partido naranja en Galicia, incluso peores que en 2016 puesto que ni tan siquiera ha llegado al 1 por ciento de votos, la portavoz no ha dado ninguna explicación más allá de recalcar que ya sabían que el escenario allí "era complejo".