Menú Buscar
El actual consejero de Empresa, de CDC, Jordi Baiget (d), junto al expresidente Artur Mas, en una imagen de archivo / EFE

Crisis en CDC por la dureza del Gobierno catalán contra Gas Natural

Dirigentes convergentes critican que el consejero de Empresa arremetiera contra una compañía catalana del Ibex 35 tras la muerte de una anciana en Reus

20.11.2016 00:00 h.
3 min

Hubo un tiempo, no demasiado lejano, en el que Convergència hacía ostentación de liderar un Gobierno business friendly, es decir, cómplice del empresariado catalán. Por aquel entonces, Artur Mas gobernaba la Generalitat, pero una vez destituido por imposición de la CUP, las relaciones con los poderes fácticos catalanes se han ido deteriorando hasta provocar una crisis dentro del propio partido conservador.

El propio Mas ya sublevó al sector empresarial con su deriva secesionista, pero son precisamente dirigentes de su entorno los que han puesto el grito en el cielo ante las duras críticas lanzadas por el consejero de Empresa, Jordi Baiget, contra Gas Natural, a raíz de la muerte de una anciana en Reus (Tarragona). Se da la circunstancia de que Baiget formó parte del núcleo de confianza de Mas.

Cruce de reproches

Como se sabe, la compañía cortó el suministro a la anciana, obligada a utilizar velas que provocaron el incendio en el que falleció. A partir de ahí, ha tenido lugar un cruce de reproches entre las partes implicadas. Baiget se sumó a ellos el pasado jueves al advertir de que la ley 24/2015 de pobreza energética “es suficientemente clara y no requiere de ningún reglamento adicional”, pese a la reclamación en este sentido de la citada compañía, a la que dio cinco días para argumentar por qué cortó la luz a la mujer. De no ser así, dijo Baiget, “el Gobierno procederá a abrir a Gas Natural un expediente sancionador”.

Las palabras del consejero, que es miembro de CDC, han provocado malestar en su propio partido, por entender que se ha precipitado en sus críticas, pues todavía no está claro que Gas Natural sea culpable de haber ignorado que la finada se encontraba en una situación de pobreza. Y precisan que las arremetidas del consejero no venían precedidas de ningún reproche explícito de la empresa. Los autores de esos reproches hacia Baiget marcaron su perfil más liberal al asegurar que, aunque la compañía sea culpable, no se la debería haber señalado tan abiertamente.

Algunos de esos miembros de la vieja guardia convergente recuerdan que Gas Natural es una de las pocas empresas catalanas del Ibex 35.

¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información