Menú Buscar
Imagen del Congreso de los Diputados durante la constitución de la XIV legislatura / EP

La creatividad incesante de los diputados para jurar la Constitución

Los partidos nacionalistas pero también el propio líder de Vox se han salido de la fórmula tradicional para jurar (acatar) la Carta Magna

6 min

No hay sesión de toma de posesión de los escaños en el Congreso de los Diputados sin una dosis de creatividad a la hora de acatar la Constitución. La polémica no es nueva, pero con la aparición de nuevos partidos, las formulas no dejan de evolucionar.

Hay algunos que se quedan aferrados a las viejas fórmulas. Es el caso de los independentistas, que han tirado de presos, reclamaciones de soberanía del pueblo catalán. Otros, en cambio, han sorprendido.

Un clásico

Los de ERC han prometido por imperativo legal y "por la libertad de los presos políticos y hasta la constitución de la república catalana", aunque algunos de ellos han añadido más expresiones en contra "del fascismo, el franquismo y el racismo". Mientras, los de JxCat, además de recalcar el imperativo legal, dicen haberlo hecho con "lealtad al mandato democrático (del referéndum) del 1 de octubre, por fidelidad al pueblo de Cataluña, por la libertad de los presos políticos y el retorno de los exiliados".

La novedad en el sector independentista catalán lo ha aportado la CUP que han subrayado que su lealtad "primera y última" es hacia su "pueblo", el catalán.

La versión vasca

Los partidos vascos también han apostado por el clásico de acatar la Constitución “por imperativo legal”. Esta ha sido la opción sencilla que han aportado los parlamentarios del PNV.

Por su parte, los de EH Bildu han puesto fecha de caducidad a sus promesas. Los abertzales han prometido cumplir los derechos y deberes de la Carta Magna "hasta la creación de la República Vasca"

Por España

En el lado opuesto está Vox. El partido de Santiago Abascal ha denunciado este tipo de fórmulas junto con el PP, pero sus diputados no se han quedado cortos empleando coletillas a su juramento.

Tanto el líder del partido como el vicepresidente cuarto, Ignacio Gil Lázaro, de Vox, han jurado "por España”.

Feminismo y 13 rosas

Más comedidos que otras veces se han mostrado los diputados de Unidas Podemos. Pablo Iglesias, Irene Montero y otros dirigentes se han limitado a pronunciar un escueto "Sí, prometo", aunque otros sí han seguido su costumbre y han agregado menciones al "feminismo, la violencia machista, la gente trabajadora y el planeta" o los “derechos sociales”, como Javier Sánchez.

Por su parte, el secretario primero, Gerardo Pisarello, de En Comú, en clara alusión a las palabras de Ortega Smith, lo ha hecho por "las 13 rosas".

La novedad

Otro de los partidos que ha entrado por primera vez al Congreso de los Diputados –además de la CUP– ha sido Teruel Existe y también han dicho la suya.

El diputado del partido regionalista, Tomás Guitarte, se ha estrenado en el hemiciclo comprometiéndose a acatar la Constitución sin olvidar a la "España vaciada".

Protestas

Pese a que esta creatividad en las fórmulas no es ninguna novedad, cuando los diputados han empezado a saltarse el juramento clásico, PP, Vox y Ciudadanos han requerido la actuación de la presidenta del Congreso, Meritxell Batet.

La socialista, agradeciendo lo atentos que han estado estos partidos a la hora de escuchar los juramentos de sus compañeros, ha recordado la sentencia del Tribunal Constitucional, que daba por buenas todas las fórmulas. De este modo, cuando todos los diputados han finalizado sus variadas promesas, Batet ha sentenciado: "Todos los señores y señoras han adquirido la condición plena de diputados y diputadas".