Menú Buscar
Agustí Colomines, exdirector de la Escuela de Administración Pública de Cataluña / EFE

Colomines tilda de “ataque” que PDeCAT use la marca JxCat en las municipales

El historiador afirma que se quieren “apropiar” de la marca creada por Puigdemont para dejar atrás la “crisis de proyecto y liderazgo”

16.06.2018 16:48 h.
3 min

El historiador y gurú del movimiento independentista Agustí Colomines ha cargado este sábado contra la decisión de la convención municipal de PDeCAT de concurrir a las municipales que se celebrarán dentro de un año bajo las siglas de Junts per Catalunya (JxCat). Ha tildado de “engaño” que las bases de la formación hayan ratificado la propuesta presentada por su líder, Marta Pascal, a quien tilda de "centrifugadora". 

 

“Los que nos comprometimos con Carles Puigdemont nos sentimos atacados”, ha afirmado a través de las redes sociales. Fue el expresidente de la Generalitat el que decidió dejar de lado la marca de su partido y concurrir a las elecciones catalanas del pasado 21 de diciembre con este nombre. Recordaba al de Junts pel Sí, el nombre de la anterior coalición con ERC.

Crisis de liderazgo

Para Colomines, una de las voces más radicales del independentismo, ideólogo muy influyente con Artur Mas primero y con Carles Puigdemont después la decisión del PDeCAT es un movimiento para resolver la “crisis de proyecto y liderazgo” del partido. Una formación que ya tuvo que cambiar de nombre en una primera ocasión para distanciarse de las consecuencias del caso 3% y que está inmersa en un pulso entre las voces más moderadas y las más extremistas en relación al procés.

De hecho, él mismo ha abierto la puerta a distanciarse de JxCat en las próximas municipales. El exidirector de la Escuela de Administración Pública de Cataluña alimenta de esta forma los rumores de que Puigdemont dará un portazo al partido con el que consiguió la alcaldía de Girona primero y lo llevó hasta la presidencia de la Generalitat después.

Movimiento 1 de octubre

Algo que está sobre la mesa desde que registró ante el Ministerio del Interior un nuevo partido, Movimiento 1 de octubre. Se especula que Puigdemont y sus allegados usarán esta marca electoral en los sucesivos comicios en Cataluña.

Colomines ha declinado confirmarlo hasta la fecha. Lo único que está claro por ahora es que no comparte el ideario de la nueva JxCat.