Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
El primer teniente de alcalde del Ayuntamiento de Barcelona, Jaume Collboni / EP

Collboni propone a Hereu ser su asesor para llegar a la alcaldía de Barcelona

Salvador Illa admite que trabaja con un Govern alternativo porque “la Generalitat no funciona” y acusa a Aragonès de no asumir ninguna responsabilidad

4 min

El primer teniente de alcalde de Barcelona, Jaume Collboni, ha anunciado este sábado que propondrá a Jordi Hereu, exregidor de la Ciudad Condal y actual presidente de Hispasat, para que presida el comité asesor de su candidatura para las elecciones municipales que se celebrarán en mayo de 2023. 

Durante la Convención Política del PSC de Barcelona, que se celebra en el Campus Ciutadella de la Universidad Pompeu Fabra, el actual número dos de la corporación municipal ha hecho público el ofrecimiento a Hereu, con el convencimiento de que lo aceptará.

Punto de inflexión 

“Esta vez sí, esta vez podemos hacerlo; me siento fuerte y, además, tenemos equipo”, ha manifestado Collboni, que liderará la candidatura de los socialistas catalanes para la alcaldía de Barcelona, en manos de Ada Colau desde los comicios de 2015 y que gobierna de la mano del PSC tras ser reelegida en 2019. 

En un diálogo con Salvador Illa, primer secretario del PSC y líder de la oposición en Cataluña, Collboni ha señalado este día como un punto de inflexión a partir del cual “tenemos que explicar cuál es nuestra alternativa porque queremos gobernar la ciudad, yo quiero ser alcalde”.

Críticas a Aragonès

Por su parte, Illa ha puesto sobre la mesa la necesidad de que Barcelona sea el motor impulsor de Cataluña y que recupere sensaciones de solvencia y seguridad para lo que, según ha denunciado, no está contando con la colaboración de la Generalitat

“El Govern no funciona, entre otras cosas porque le falta mucha autoexigencia. Todo es siempre culpa de los demás, de Madrid, de Rusia, del Ayuntamiento de Barcelona. Esto no puede ser”. 

Una "camisa de fuerza"

El que fuera ministro de Sanidad en la fase más dura de la pandemia del Covid-19 ha admitido que trabaja desde hace tiempo con un Govern alternativo desde el que ha ofrecido al presidente de la Generalitat, Pere Aragonès, hasta 43 posibles pactos, sin encontrar respuesta.

En este sentido, Illa ha destacado la importancia de Barcelona para Cataluña, aunque también ha advertido que para potenciar el impulso y la energía de la Ciudad Condal es imprescindible una participación del Gobierno regional que, a su juicio, no se está produciendo. “Actúa más como una camisa de fuerza que como un propulsor”, ha señalado gráficamente.

Primeras propuestas

Precisamente, Collboni ha anunciado que sus primeras acciones consistirán en la propuesta de sendos pactos para la convivencia y para la movilidad urbana-metropolitana, que deberían contar con el impulso de la Generalitat.

“No podemos trabajar para mejorar la movilidad de los habitantes de Barcelona sólo con el metro y el autobús porque existe una ciudad de 15 minutos, de 30 minutos y también de 60 minutos. Todas son Barcelona. Pero los trenes no son competencia nuestra”, ha puesto como ejemplo. 

Urbanismo estratégico, no "táctico"

El primer teniente de alcalde de Barcelona ha hecho un llamamiento a “volver a los grandes pactos de ciudad porque la ciudad es, en sí, un gran pacto convivencia. Y estoy seguro de que Barcelona volverá a serlo, Barcelona lo volverá a hacer”. 

También ha querido dejar un recado a la alcaldesa Colau, que podría volver a ser su rival en las urnas, al asegurar que “hay que apostar por el urbanismo, pero por el estratégico, no por el táctico”.