Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Primer teniente de alcalde, Jaume Collboni / EUROPA PRESS

Collboni cree que será el candidato del PSC a las elecciones municipales de 2023

El líder de los socialistas en Barcelona asegura que nadie competirá con él en unas primarias

3 min

El líder del PSC en Barcelona y primer teniente de alcalde, Jaume Collboni, ha anunciado que repetirá como candidato del PSC a las siguientes elecciones municipales que se celebrarán en 2023 y, además, cree que nadie más competirá con él en unas primarias.

Lo ha dicho en una entrevista en Cafè d'idees de La 2 y Ràdio 4, donde ha destacado que dentro del partido hay mayoría y un consenso muy amplio para que así sea.

Compromiso con Barcelona

Después de ser preguntado sobre si acabará el mandato como primer teniente de alcalde, Collboni ha dejado claro su compromiso con la Ciudad Condal y ha asegurado que cumplirá con el “mandato popular”.

Por otro lado, ha defendido la imagen de Barcelona y ha descartado que esté en decadencia, a pesar de que ha reconocido que es normal que haya inquietud e incertidumbre a raíz de la pandemia.

Ciudad de referencia internacional

Considera necesario “recuperar la actividad económica pensando en el futuro” y, para hacerlo, ha abogado por la digitalización y la lucha contra el cambio climático, entre otras cosas.

Asimismo, ha defendido que Barcelona sigue siendo una “ciudad de referencia internacional”, de hecho, “la más internacionalizada de España”. Y ha destacado que las cifras de reactivación económica son más intensas, más rápidas y mejores que las de Madrid.

Apoyo al Hermitage

En referencia al Museo del Hermitage, Collboni ha vuelto a manifestar su apoyo. Hace unos días, el primer teniente de alcalde dirigió una carta a los promotores del museo donde se comprometía a trabajar de forma conjunta para que se ponga en marcha, ya que lo considera un proyecto “de una importante magnitud económica y de un interés sociocultural indiscutible”.

También se ha mostrado favorable a una ampliación del aeropuerto de El Prat para que la ciudad esté conectada con “la vanguardia, la innovación y el turismo de calidad”. Ha vaticinado que la cuestión se volverá a poner encima de la mesa en unos cinco años.