Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Ada Colau, alcaldesa de Barcelona / EFE

Colau vulneró el código ético municipal al contratar a la pareja de una concejal de los comuns

Alicia Ramos fue nombrada asesora de la cuarta tenencia de alcaldía, de la que también dependía la máxima responsable de Vivienda, Lucía Martín

3 min

El Comité Ético del Ayuntamiento de Barcelona ha reprochado este lunes a la alcaldesa, Ada Colau haber nombrado asesora Alicia a Ramos, siendo pareja de la concejal de Vivienda Lucia Martín, un hecho en el que constata que se produjo "un daño al prestigio y a la imagen pública de la institución".

A raíz de un escrito presentado por el grupo municipal de Ciutadans (Cs) en 2020 alertando de la situación, el comité ha resuelto que se nombró a "una persona que era pareja en aquel momento de la concejal adscrita a la misma tenencia de alcaldía donde se tenía que incorporar dicha persona", según la resolución del comité.

La presidenta de Cs en Barcelona, Luz Guilarte, alegó en su momento que el hecho de que la persona nombrada asesora fuera pareja sentimental de Martín "venía a ser un modus operandi institucionalizado por el Ayuntamiento de Barcelona consistente a nombrar personas con relaciones familiares o de afectividad como personal eventual de confianza".

"Imagen reputacional negativa de la institución"

Tras comprobar las informaciones del escrito de Cs, el comité ha constatado que las informaciones "son ciertas en todos sus extremos" y determina que en el expediente administrativo no consta ninguna razón ni documento por la que la entonces pareja de Martín fue nombrada, por lo que el comité cree que podría tratarse de un conflicto de interés.

Aun así, concluye que no ha habido conflicto de interés porque el nombramiento de personal eventual depende de la alcaldesa, "que no tiene vínculo familiar de ningún grado, ni relación personal comparable con la persona por ella misma designada".

No obstante, sostiene que Colau tiene la responsabilidad ejecutiva de sus nombramientos y que, en este caso, ofrece "una imagen reputacional negativa de la institución pública".

Alicia Ramos fue designada asesora de la cuarta tenencia de alcaldía del Ayuntamiento de Barcelona con dedicación plena el 14 de septiembre de 2020.