Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Ada Colau, alcaldesa de Barcelona, durante un acto electoral de En Comú Podem / EFE

Colau lamenta los destrozos tras retirar a los antidisturbios de la Guardia Urbana

La alcaldesa respalda a los Mossos d'Esquadra pero se niega a desplegar efectivos de apoyo durante las manifestaciones violentas por Hasél

3 min

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, ha lamentado los destrozos causados por los manifestantes violentos que por cuarta noche consecutiva han provocado disturbios en la capital catalana.

En un mensaje en su cuenta de Twitter, la munícipe ha afirmado que "la libertad de expresión no justifica en ningún caso destrozar todo tipo de mobiliario, asustar a los vecinos, perjudicar comercios afectados por la crisis o atacar medios de comunicación". Además, la política ha enviado un mensaje de apoyo a los "cuerpos de seguridad y servicios de emergencia que trabajan para evitar males mayores".

Tuit de Ada Colau / TWITTER

 

Tuit de Ada Colau / TWITTER

Contradicciones de Colau

La posición de Colau contrasta con su decisión de congelar a 150 efectivos de la Unidad de Refuerzo a las Emergencias y la Proximidad (UREP), el destacamento de antidisturbios de la Guardia Urbana. Como explicó Crónica Global, no es la primera vez que sucede: el consistorio tomó la misma decisión en las masivas protestas post-sentencia del 1-O que conmocionarion la ciudad en 2019.

Pese a que los efectivos de los Mossos d'Esquadra se han visto sobrepasados estos días para contener a los manifestantes, la alcaldesa ha decidido bloquear el apoyo de esta unidad policial. Las reticencias ideológicas de la líder de los comunes, que ya prometió disolver la UREP cuando alcanzó la vara de mando en 2015, están detrás de la negativa a movilizar el operativo. A pesar de los costes para la propiedad y los bienes públicos que ello supone.

Pique con Sabater

El tuit de Colau ha merecido la respuesta de Dolors Sabater, la exalcaldesa de Badalona (Barcelona) y candidata a la presidencia de la Generalitat por la CUP. La antisistema ha glosado las palabras de Xirinachs para refutar su posicionamiento: "Hace falta luchar contra el fuerte para dejar de ser débiles, y contra nosotros mismos cuando seamos fuertes. ¿Has olvidado la acuciante violencia estructural y solo te molestan los alborotos?".

La dirigente de los comuns ha replicado a la cupera enumerando algunas de sus políticas para frenar esa supuesta violencia estructural, como la compra de tres fincas o el proyecto de renta ciudadana local impulsado durante su mandato. "Soy pacifista convencida no porque sea ingenua o rehuya el conflicto. Creo sinceramente que la violencia (ningún tipo de violencia) nunca es el camino y no ayuda a construir nada", ha zanjado.