Colau tira de escuelas de negocios para relanzar la marca Barcelona

La alcaldesa encarga a una consultora una estrategia de ‘City Branding’ tras reconocer la pérdida de competitividad económica y en plena resaca por la derrota de la candidatura de la EMA

Ada Colau, alcaldesa de Barcelona, con la Torre Glòries detrás, propuesta como sede de la Agencia Europea del Medicamento / FOTOMONTAJE DE CG
27.11.2017 00:00 h.
4 min

Relanzar la marca Barcelona. Este es el objetivo del Ayuntamiento de Barcelona, tras reconocer la pérdida de competitividad económica y la mala imagen que la ciudad tiene entre el colectivo de CEO (directores ejecutivos) y los investigadores.

El equipo de gobierno municipal de Ada Colau acaba de adjudicar a la empresa Summa Comunicació SA la elaboración de una estrategia de City Branding para la ciudad de Barcelona. Esta empresa está presidida por Conrad Llorens, que trabaja con ESADE Business School como profesor invitado en programas de MBA y Executive Educatio. El vicepresidente de Summa es Víctor Mirabet, licenciado en Ciencias Empresariales por ESADE y Máster en Dirección Comercial y Marketing. IE Business School. Buena parte del equipo de Summa está integrado por profesionales formados en IESE Business School. El contrato se ha cerrado por un coste de 96.800 euros.

Barcelona pierde

Esta empresa asume el reto de reflotar la marca Barcelona tras la derrota de la ciudad como sede de la Agencia Europea del Medicamento pues, tal como explica el propio consistorio en su pliego de condiciones, se ha detectado un retroceso en competitividad económica.

El ayuntamiento explica que Barcelona tiene una buena imagen internacional reconocida, pero ahora “está bajo cierta presión en algunos de estos indicadores, que hacen referencia a su competitividad económica. City RepTrak Index, elaborado por Reputation Institute con base en tres indicadores (medio ambiente, economías avanzadas y gobierno eficaz) señala que, en 2016, Barcelona se situaba en el puesto decimocuarto, es decir, ocho puntos menos respecto a 2015 y cinco puntos menos que en 2014.

Indicadores internacionales

Global Power City Index 2016, que elabora The Mori Memorial Foundation sobre 42 ciudades del mundo, señala que Barcelona tiene un buen posicionamiento en materia de vivienda (posición 4), interacción cultural (10) y accesibilidad (14), pero sufre una pérdida de posiciones en términos de medio ambiente e investigación (26) y, sobre todo, en competitividad económica (36). En este sentido, el estudio señala que es el colectivo de CEO (directores ejecutivos) y los investigadores quienes puntúan peor a Barcelona hasta colocarla en los puestos 30 y 27, respectivamente.

Por ello, el ayuntamiento cree necesario definir una estrategia de marca-ciudad que permita generar percepciones favorables sobre la implantación de actividades económicas en nuestro territorio, atraer congresos, ferias y acontecimientos empresariales, culturales o deportivos; atraer talento internacional, favorecer que las empresas se instalen en Barcelona y dar apoyo a las empresas locales en su proceso de internacionalización.

Como con los Juegos Olímpicos

Tal como se hizo con motivo de los Juegos Olímpicos de 1992, esta consultora deberá definir y ejecutar una estrategia de marca-ciudad con la implicación de las instituciones, los representantes de los sectores estratégicos de la ciudad y los ciudadanos de Barcelona.

No es la primera vez que la ciudad tira de la experiencia de las escuelas de negocio para potenciar su marca. En 2010, el Observatorio de la Marca Barcelona puso en marcha una investigación para analizar la imagen de Barcelona en las principales ciudades del mundo. Esos trabajos fueron realizados por el Centro de la Marca de la escuela de administración de empresas ESADE.

¿Quiere hacer un comentario?