Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
La presidenta de Cs, Inés Arrimadas (C); la número 2 de Cs por Barcelona, Anna Grau, y el vicepresidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio Aguado

Cs propone bajar impuestos para que vuelvan las empresas que huyeron del 'procés'

La formación naranja presenta un pacto para acabar con la excesiva burocracia, la falta de modernización y la incertidumbre institucional, que califica de "lacra independentista"

5 min

Bajada de impuestos, menos burocracia, seguridad jurídica y modernización. Esta es la receta de Ciudadanos (Cs) para que las empresas que huyeron durante el procés vuelvan a Cataluña. Esas propuestas están contenidas en el Pacto por el Retorno de empresas y el Relanzamiento de la Industria en Cataluña que han presentado hoy la presidenta de Cs, Inés Arrimadas; la número dos de Cs por Barcelona, Anna Grau, y el vicepresidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio Aguado.

"Cataluña ha perdido demasiado tiempo, oportunidades y también empresas por la incertidumbre y la inseguridad que ha provocado el procés. Aunque el mayor número de fuga de capitales y sociedades tuvo lugar tras el golpe a la democracia de 2017, lo cierto es que las políticas de los sucesivos gobiernos nacionalistas han ido asfixiando poco a poco el tejido productivo de una comunidad autónoma en la que la industria ha pasado de representar casi el 30% del PIB en los años 90 a situarse en el 18% en 2018", asegura Cs.

"Lacra independentista"

La formación naranja considera que "el exceso de tributos e impuestos en Cataluña, la excesiva burocracia, la falta de modernización y apuesta decidida por la digitalización y, sobre todo, la falta de certidumbre y seguridad económica e institucional son la lacra de herencia que dejan años de gobiernos que han priorizado las oportunidades de la ruptura a las de la economía catalana".

Cuatro ejes

Por ello, proponen un pacto que se fundamenta en cuatro ejes. Por un lado, un nuevo "gobierno moderado, que cumpla con la ley y priorice la agenda económica y social de Cataluña". "Para cambiar el rumbo de la economía catalana y conseguir más oportunidades para nuestra tierra, es urgente cambiar el rumbo del Govern para ofrecer seguridad jurídica, estabilidad y certidumbres a empresas, autónomos, pymes y trabajadores", afirman.

Asimismo, Cs apuesta por una bajada generalizada de impuestos y una línea de avales públicos. "Cataluña es ya hoy la comunidad con la mayor presión fiscal de España. No solo los tramos autonómicos de las principales figuras tributarias son más altos que la media nacional, sino que además esta mayor presión se concentra también en las rentas bajas. Bajaremos los impuestos de IRPF y Transmisiones Patrimoniales, suprimiremos Sucesiones y racionalizaremos los impuestos 'propios'”. También prometen una "nueva línea de avales públicos para dar alivio y facilidades financieras a las empresas que suman a la nefasta competitividad fiscal de la Generalitat los estragos del Covid-19".

Cargas administrativas

Simplificar las cargas administrativas para que las empresas puedan centrar sus esfuerzos en producir y no en rellenar papeleo y cumplir trámites es otra de las propuestas. En este sentido, se comprometen a impulsar una Generalitat electrónica --relacionarse con la Administración desde cualquier parte a través de su ordenador o móvil--; garantizar que ninguna empresa tenga que volver a aportar el mismo papel que ya haya presentado antes en la Administración y promover el reconocimiento de las autorizaciones administrativas de otras CCAA para facilitar la implantación de empresas en Cataluña y avanzar en la unidad de mercado.

Finalmente, Cs propone una estrategia de relanzamiento​ de la industria de Cataluña, que pasa por un Plan de Ayudas Directas para Pymes Industriales equivalentes al 15% de la facturación perdida desde el estallido de la pandemia y la ampliación de la superficie de suelo industrial de Cataluña, priorizando aquellas zonas de mayor demanda.