Menú Buscar
Josep Manuel Busqueta (i), el 'president' Carles Puigdemont y Mireia Vehí (d).

Cisma en la CUP por las críticas de los 'duros' a Puigdemont

Los anticapitalistas reprenden a Busqueta y Vehí por cargar contra el pacto con Junts pel Sí

Redacción
3 min

Cisma en la CUP. Los anticapitalistas se han vuelto dividir, esta vez en su fuero interno, por las críticas del sector 'duro' a Carles Puigdemont. Internamente se ha reprendido al exdiputado Josep Manuel Busqueta después de que hace unos días tildara de "inadmisible" hacer presidente al exalcalde de Girona. Las voces críticas también se alzan contra la diputada Mireia Vehí, que también minó el pacto de gobernabilidad con Junts pel Sí (JxS).

Los comentarios se vertieron el sábado 13 de febrero en un debate alternativo en Madrid. En el transcurso del encuentro, en el que participaron Busqueta y Vehí, los dos dirigentes dispararon a dar contra el pacto firmado con la coalición entre CDC y ERC.

El exdiputado tildó de "inadmisible que una organización anticapitalista invistiera a una persona como Carles Puigdemont". Por su parte, Vehí tildó de "electoralista" el programa de los radicales y recordó que la "estabilidad parlamentaria durará hasta que nosotros queramos".

Sientan mal

A la vuelta del encuentro, voces de la CUP se han quejado de que las declaraciones de los dos cuadros. "Es inadmisible que dos personas que cobran de la organización, Busqueta como técnico de la Oficina de la formación en el Parlament y Vehí como diputada, se ensañen contra el propio partido", ha indicado una fuente cercana a los radicales.

La misma voz indica que el Secretariado Nacional de los independentistas habría hecho llegar a Busqueta el "malestar" por el análisis. La inquietud se habría filtrado hasta el propio grupo parlamentario de la CUP, con quejas de algunos electos. 

División perpetua

El pacto JxS-CUP, que actualmente permite a CDC y ERC gobernar Cataluña, se tambalea periódicamente por la indefinición de los radicales. En este caso, las fuentes consultadas atribuyen los comentarios de Busqueta a su cercanía a la CUP del Vallés, más contraria a CDC. "Busqueta pernocta en la casona de algún militante de la CUP de Sabadell cuando trabaja en Barcelona", añade. 

A su vez, los dardos lanzados por Mireia Vehí se achacan a su relación personal con Bernat Sorinas, uno de los portavoces de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH), también cercano al ala anticapitalista de la CUP.

Por contra, el malestar provendría de los círculos 'cupaires' más afines a CDC y a la deriva soberanista en Cataluña.