Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Carles Puigdemont, Artur Mas y Francesc Homs, de izquierda a derecha.

CDC esconderá a Homs en la campaña del 26J

Artur Mas y Carles Puigdemont tendrán un mayor protagonismo porque el partido baraja encuestas que le dan 5 o 6 diputados y le coloca al borde del Grupo Mixto tras el 26J

María Jesús Cañizares
3 min

Se cumplen los peores presagios. Las últimas encuestas que barajan en Convergència le otorgan 5 ó 6 diputados en las elecciones generales del 26 de junio. El pánico se ha desatado en la formación todavía liderada por Artur Mas, pues necesita alcanzar el 15% de los votos en las demarcaciones en que se presenta para lograr grupo parlamentario propio. Ante esta negra perspectiva, los responsables de campaña se plantean potenciar la presencia del expresidente Artur Mas y su sucesor, Carles Puigdemont, en detrimento del cabeza de lista, Francesc Homs, dirigente mal valorado en esos sondeos.

Para CDC, pasar al Grupo Mixto, además de humillante, constataría la debacle de una formación que por primera vez se presenta en solitario.

En efecto, tras la ruptura con UDC, su socia histórica, CDC se presentó el pasado 20 de diciembre junto a Demòcrates de Catalunya y Reagrupament. En esta ocasión, no ha habido acuerdo con estas dos formaciones, que han hecho visible su malestar ante el “maltrato” recibido por parte de Homs. El cabeza de lista presionó a ERC hasta el último momento para formar una lista conjunta y disimular así su anunciada caída en picado. Pero los republicanos, que se saben fuertes electoralmente hablando, no han caído en la trampa y, lejos de ejercer de salvavidas, medirán sus fuerzas con CDC.

El auge de Silvia Requena

Los nervios en la formación conservadora están a flor de piel pues, contra todo pronóstico, la rival de Homs en las primarias para el 26J que el próximo sábado celebrará el partido, Silvia Requena --apadrinada por Germà Gordó--, está recabando más apoyos de los previstos. Hasta el punto de que podría lograr entre un 35% y un 40% de los votos "anti-Homs" en ese “supersábado” en el que también se decidirá si CDC se somete a una refundación o se crea un partido nuevo --la diferencia no está muy clara--.

Entre los convergentes también ha provocado malestar que Puigdemont, forzado o no, haya tomado partido por Homs de cara a esas primarias en las redes sociales, rompiendo así el principio de neutralidad de la figura con más peso institucional.