Menú Buscar
Presentación de la campaña de Cs 'Por una Meridiana de todos' / EUROPA PRESS

Campaña contra "la ocupación ilegal" de la Meridiana

Ciudadanos instalará durante diez días vallas publicitarias en la entrada y la salida de esta importante arteria barcelonesa para denunciar los cortes de tráfico de manifestantes independentistas

4 min

Una campaña publicitaria denunciará los cortes diarios de tráfico que, desde hace 140 días, realiza un grupúsculo de medio centenar de manifestantes independentistas en la avenida Meridiana de Barcelona con el beneplácito y abierta complicidad de la Generalitat de Cataluña y el consentimiento del Ayuntamiento de Barcelona para protestar contra la sentencia a los políticos presos del procés.

Así lo han anunciado este lunes Ciudadanos, partido que impulsa la campaña Por una Meridiana de todos para "visibilizar y denunciar la ocupación ilegal" de la vía. La iniciativa pretende poner varias vallas publicitarias en la entrada y la salida de la Meridiana para denunciar esta situación y las consecuencias negativas que de ella se derivan.

"Cinco meses secuestrada"

David Mejía y Luz Guilarte, diputado en el Parlament y concejala en el consistorio barcelonés, respectivamente, han explicado que la campaña durará unos diez días y que con ella se pretende mostrar el malestar por el hecho de que esta importante arteria de la ciudad lleve "cinco meses secuestrada".

Así, ambos dirigentes han lamentado las afectaciones que las protestas generan a los vecinos de la ciudad, no sólo en movilidad, sino en la vida diaria de los ciudadanos y en especial a los comerciantes y restauradores de la zona, con los que se han reunido en los últimos días: "Nos han trasladado su hartazgo frente a esta situación", ha explicado Guilarte.

Pérdida de ingresos de los comerciantes

La concejal en el Ayuntamiento de Barcelona ha señalado que los comerciantes están teniendo pérdidas de hasta un 40% en los ingresos y los restauradores de un 30%, además de la disminución de clientes fijos que optan por ir a otras zonas, según ella.

Mejía ha criticado que el Govern y el Gobierno "no están haciendo absolutamente nada al respecto", por lo que considera que la situación ha traspasado todas las líneas rojas.

"Territorio sin ley"

Guilarte ha afirmado que los cortes de tráfico realizados de siete u ocho de la tarde hasta las diez de la noche han convertido la Meridiana en "un territorio sin ley", por lo que ha exigido al Gobierno de Ada Colau que ejerza su responsabilidad y actúe cuanto antes para impedir las protestas enviando los efectivos que sean necesarios.

En este sentido, Cs ha denunciado que el concejal de Seguridad, Albert Batlle, no puede "seguir haciéndose el indignado y mandándole notitas" al consejero de Interior de la Generalitat, Miquel Buch, "cuando sabe perfectamente que tiene todas las competencias en materia de seguridad", ha sostenido Guilarte.

Preguntado por si se unirán a la propuesta de Societat Civil Catalana (SCC) de cortar los túneles de Vallvidrera en Barcelona cada viernes mientras duren los cortes de la Meridiana, Mejía ha explicado que no tienen previsto asistir: "Esta propuesta de SCC es cuanto menos irónica. Veremos si al final se materializa", ha apuntado.