Menú Buscar
Magí Modgi, colaborador del programa de TV3, dirigido por Toni Soler, que llamó "perros rabiosos" a los Mossos / CG

Buch rechaza defender a los Mossos de los insultos de Toni Soler

El consejero de Interior alega que el caso está judicializado y rehúsa valorar frases del tipo “putos perros de mierda” expresadas en el programa de TV3

3 min

El consejero de Interior, Miquel Buch, se niega a condenar los graves insultos proferidos en el programa de TV3 dirigido por Toni Soler, en el que se tildó de “putos perros de mierda” a los Mossos d’Esquadra a raíz de las cargas contra independentistas radicales. Alega que el caso está judicializado. Fiscalía abrió una investigación por injurias el gag emitido por la televisión catalana.

El pasado 23 de octubre, en el programa Està Passant que presenta Soler, los colaboradores de ese programa dijeron que los miembros del cuerpo de Mossos eran unos “putos perros de mierda”. Para Ciudadanos, esta “degradación” del cuerpo policial “incita al odio a los que velan por la seguridad de todos los catalanes”. Los diputados de la formación naranja, Matías Alonso, Jean Castel y Carlos Sánchez recuerdan en su batería de preguntas parlamentarias que en el programa “se fue más allá” y se tildó a los agentes de “muy agresivos, rabiosos y analfabetos”.

Imagen de archivo del empresario y cómico Toni Soler / EFE
Imagen de archivo del empresario y cómico Toni Soler / EFE

Asimismo, se hizo mofa de las acciones de violencia que los comandos radicales organizaron en Cataluña la semana del 14 al 20 de octubre, tras la sentencia del Tribunal Supremo sobre el referéndum del 1-O. “Tu crees que está allí para protegerte, pero quizás te ladra, te muerde o, aún peor, te dispara balas de foam o pelotas de goma”, afirmaron en ese espacio.

Soler pidió disculpas posteriormente, pero Cs pidió explicaciones al consejero de Interior, al que reprochaban su pasividad ante estos hechos. Los diputados pretendían recabar de Buch una condena de estas manifestaciones y su parecer sobre lo que calificaba de atentado al honor, falta de lealtad institucional. Querían averiguar, asimismo, si se iban a tomar medidas.

Pero lejos de recriminar a TV3 y a Toni Soler su conducta, el consejero se limita a responder a Cs que “atendiendo a que las cuestiones sobre las que se pide opinión están judicializadas, el departamento de Interior entiende que no se debe pronunciar y queda a la espera de lo que dictamine el poder judicial”.