Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
borras turull

Borràs y Turull pactan una candidatura conjunta para liderar JxCat

El acuerdo entre duros y moderados evita el cisma de cara al congreso que el partido celebrará el 4 de junio en Argelers (Francia)

4 min

Laura Borràs y Jordi Turull formarán tandem para liderar Junts per Catalunya (JxCat) tras llegar a un acuerdo que evita el cisma en el partido de cara al congreso que se celebrará el próximo 4 de junio en Argelers (Francia). El pacto, por el que Borràs será presidenta de JxCat, pero con poder orgánico, y Turull, secretario general, se ha conocido casi en tiempo de descuento, ya que el plazo para presentar candidaturas acababa hoy a las 16 horas.

De esta forma, el sector duro que representa Borràs, presidenta del Parlament, reparte la futura ejecutiva al 50% con los herederos de la vieja CDC, partidarios de que la formación tienda puentes con otras formaciones, como el PSC. Una negociación in extremis, en la que la dirigente independentista ha hecho valer su cargo institucional --el más importante que tiene ahora JxCat-- y Turull, el manifiesto suscrito por varios consejeros y excargos de la Generalitat para propiciar ese tandem, se ha saldado finalmente con esa candidatura unitaria que preconiza un cambio de estrategia.

De hecho, la mayoría de formaciones catalanas han afrontado el postprocés con un giro en sus planteamientos. Y las renuncia de Carles Puigdemont, Jordi Sànchez y Elsa Artadi allanan el terreno a esos cambios en general y a una sociovergencia en particular que consellers como Jordi Puigneró o Lourdes Ciuró, han defendido públicamente. El primero, identificado con los duros, lo hizo en una acto ante la militancia y, la segunda, en una entrevista que provocó reacciones adversas en una parte de las bases de JxCat. Las que se muestran fieles a la confrontación defendida por Puigdemont y Borràs.

Incógnitas de futuro

Pero la unidad que visualiza el pacto Borràs-turull arroja varias incógnitas. La principal es el futuro judicial de la presidenta del Parlament, a un paso de la apertura de juicio oral a la que se enfrenta por cuatro delitos de corrupción, pues está acusada de fraccionar contratos para favorecer a un amigo. El Tribunal Superior de Justicia de Cataluña ya ha finalizado la instrucción, a la espera de resolver algunas pruebas finales solicitadas por las partes. Asimismo, Borràs reclama poder orgánico en el partido y no ejercer un mero cargo institucional o simbólico dentro de JxCat.

El exconsejero de Presidencia, que cumplió condena por el referéndum del 1-O y posteriormente fue indultado, está todavía inhabilitado. Turull fue candidato a la presidencia de la Generalitat, pero su situación judicial abre la puerta a que, como reclaman sectores de Junts, Jaume Giró sea el cabeza de lista en las futuras elecciones autonómicas. El actual consejero de Economía nunca se ha postulado, pero tampoco lo ha descartado, a la espera de que se resuelva la situación convulsa que ha vivido Junts en los últimos meses.

No es ajena a la entente de las dos corrientes de JxCat la resistencia de los alcaldes de PDECat a sumarse al proyecto rupturista de Puigdemont y la irrupción de Centrem, liderado por Àngels Chacón y que pretende ocupar definitivamente ese espacio catalanista huérfano desde la catarsis independentista de Convergència.