Menú Buscar
Mariano Rajoy expresó sus opiniones en un libro llamado 'En Confianza' en 2011.

Las claves del Mariano triunfador 'en confianza'

Rajoy habría evitado el fenómeno Podemos si hubiera cumplido sus propuestas

26.12.2015 00:00 h.
4 min
El ganador de las elecciones generales Mariano Rajoy, tiene fama de persona de la que resulta difícil saber lo que piensa sobre cualquier tema. Con todo el respeto para los gallegos, sería un gran protagonista para una película llena de tópicos sobre nuestros compatriotas del córner superior izquierdo, dado que responde al retrato clásico de la persona que no se sabe si baja o sube de la escalera. Dani Rovira, lo sentimos mucho, pero para Ocho apellidos gallegoste han quitado el papel.

Aun así Mariano Rajoy intentó dejar atrás esta imagen de indefinición permanente expresando sus opiniones en un libro. Fue en 2011, y el tomo, magníficamente encuadernado, se titulaba En Confianza (Editorial Planeta). Obtuvo un cierto éxito de ventas, pero no pasó a la historia del pensamiento político. Y es que parecía más un dietario que un vehículo para trasladar a la ciudadanía las ideas del, entonces, jefe de la oposición.

‘Gallego’ hasta el final

“Hace falta otra forma de hacer política. Una política que genere confianza porque se haga merecedora de ella. Una política nacida de la convicción profunda de que las reformas son inaplazables. Una política ejemplar a la hora de llevarlas a cabo. Una política que, con transparencia, diciéndoles la verdad a los españoles, explique los motivos que determinan la urgencia e intensidad de estas reformas. Una política que reparta solidariamente, entre todos, los esfuerzos y sacrificios que supondrá su desarrollo”.

Si dejamos de lado que Albert Rivera, Pedro Sánchez, Pablo Iglesias, Adolfo Suárez, Felipe González, Miquel Roca, Rosa Díez o el General Prim podrían haber dicho lo mismo, lo que queda claro es que en el arte de no decir nada, diciendo algo, Mariano Rajoy es un maestro. Lástima que la “confianza”, “convicción profunda”, “política ejemplar”, “reparto solidario” no hayan sido entendidos por los más de tres millones seiscientos mil españoles que perdieron la confianza y prefirieron votar otras opciones.

Toques de humor

Pero no todo es un dietario y un sinfín de indefiniciones: “(…) es imprescindible que comunidades autónomas y ayuntamientos practiquen una política presupuestaria prudente y rigurosa”. Artur Mas escoge este párrafo para reírse un rato cuando se entristece al ver los sucesivos descensos de votos del Partido Antes Conocido como Convergència. Y el preferido del comité central del Sindicato Unificado de Burócratas es “hay que simplificar los diferentes niveles de las Administraciones Públicas, para evitar las duplicidades o triplicidades”.

Otro estelar: “Hay que abordar cuanto antes las reformas estructurales necesarias para ganar competitividad y flexibilidad: la educación, la energía, la fiscalidad, la Administración de Justicia, el sistema de investigación y desarrollo y el mercado de trabajo”. Mediaset compensará a Dani Rovira de la pérdida del papel en Ocho apellidos gallegos siendo el cabeza de cartel de una serie de mucha risa para Tele 5 basada en las “reformas estructurales necesarias”.

El primer capítulo estará dedicado a este párrafo: “Habrá que revisar el sistema eléctrico español, que no puede seguir generando déficits impagables ni por los consumidores, ni por la industria, ni por el Estado, y cuya factura se presenta al cobro en el peor momento”. El Club de la Comedia ya tiembla. Vayamos con lo que pudo haber sido y no fue. “La universidad es un gran reto; debemos facilitarle los incentivos para atraer y retener talento”. Si hubiera facilitado “retener” el “talento” en la Complutense, igual Pablo Iglesias estaría llenando aulas en vez del Congreso con diputados de Podemos.