Menú Buscar

¿Por qué los ayuntamientos son la clave para ERC?

Alfred Bosch apuesta por sentar las bases de la nueva república desde las administraciones locales y ofrece a Ada Colau “garantizar la gobernabilidad”

14.11.2017 00:00 h.
5 min
Los concejales de ERC en el Ayuntamiento de Barcelona, Alfred Bosch (d) y Jordi Coronas (i), en el pleno de octubre / CG

Lo dijo Oriol Junqueras en la que fue su primera intervención tras la Declaración Unilateral de Independencia (DUI) el pasado 27 de octubre: el Ayuntamiento de Barcelona es estratégico para impulsar la construcción de una nueva república catalana. Y las elecciones municipales son una de las principales claves para conseguirlo.

"Es fácil de entender, no tiene complicación alguna", explica su compañero de filas en el consistorio barcelonés, Alfred Bosch, a Crónica Global. Junqueras, en su columna de opinión publicada dos días después del que consideran el día histórico por excelencia, "estaba anticipándose". "Ahora hemos llevado a cabo la declaración de la república y, para formar una realidad, daremos un paso adelante cuando haya una nueva oportunidad para renovar los ayuntamientos", dice Bosch.

Gobierno municipal independentista

Esto ocurrirá en la primavera de 2019, teniendo en cuenta que también se celebrarán las elecciones europeas, previsiblemente el primer fin de semana de junio. “Hemos de estar pendientes y adaptarnos”, sostiene Bosch. Mientras tanto, Esquerra Republicana de Catalunya pretende arrebatarle la alcaldía a Barcelona en Comú para sentar las bases de un gobierno municipal independentista también en la capital catalana.

Actualmente, ERC gobierna en 269 municipios catalanes, entre los que figuran Sabadell, Cambrils, Sant Vicenç dels Horts, el Masnou y Vilassar de Mar.

Y es en las elecciones municipales donde se determina quién gestiona los servicios más próximos de una ciudad, “básicos para garantizar la marcha del país desde el punto de vista económico, de transportes. Los más elementales”. Y si los ayuntamientos gestionan con esta proximidad, según Bosch, es más fácil construir la república catalana.

Ambigüedad de Colau

“Tenemos que construirla de abajo hacia arriba e, inevitablemente, incluye a los ayuntamientos. De arriba abajo podemos hacerlo de forma simbólica, pero a la hora de la verdad, de hacerla funcionar, de que sea una realidad, necesitas a los consistorios de todos los municipios”, alerta.

Un mensaje dirigido a todos los ciudadanos de Barcelona que estén hartos de la ambigüedad de la alcaldesa Ada Colau, que dio sus primeros pasos en la política municipal erigiéndose en la más desobediente, si hacía falta, para posibilitar el derecho a decidir de los barceloneses --entonces para la consulta del 9N--. Luego, pasó a rechazar su colaboración para que se celebrase el referéndum del 1-O y acabó sellando un pacto --del que nunca se conoció en detalle-- con Puigdemont para facilitar espacios donde votar sin poner en peligro a los funcionarios municipales.

“Garantizar la gobernabilidad”

De momento, la ruptura del pacto de los comunes con los socialistas abre la puerta a los cinco concejales de ERC, quienes coquetearon con Ada Colau hace un año y medio para sellar el acuerdo --hoy roto-- que finalmente se cerró con Jaume Collboni. Alfred Bosch acudió a la alcaldía de la mano del convergente Xavier Trias para “hablar de garantizar la gobernabilidad, porque precisamente cualquier cambio en el ayuntamiento, vista la aritmética, es muy complicado”.

Sin olvidar que Colau ganó las elecciones y, como suele pasar en los municipios, el candidato ganador es el que gobierna si no hay una mayoría absoluta en contra, algo que hoy por hoy, ante el panorama quebrado en el consistorio barcelonés, es casi imposible. Bosch lo tiene claro: “Una cosa es hablar del ayuntamiento actual y, otra, es que en 2019 pueda construirse este nuevo país a partir de las administraciones locales”.

¿Quiere hacer un comentario?