Menú Buscar
Pásate al modo ahorro

Artur Mas dice que la "solución" en Cataluña es un referéndum y ajusta cuentas con ERC y Junqueras

"Si yo hubiera tenido de socio a la ERC actual, las cosas hubieran sido bastante distintas", afirma ahora el expresidente convergente de la Generalitat tras haber impulsado el 'procés'

Ricard López
6 min

Artur Mas insiste en pedir un referéndum de secesión como "solución" para Cataluña y aprovecha para criticar a ERC y a Oriol Junqueras después de que este último reivindique ahora esta opción antes de obtener el indulto. El que fuera presidente de la Generalitat con CiU le reprocha al líder republicano que, en su día, fuera uno de los más firmes impulsores de la unilateralidad, lo que llevó al 1-O y a la DUI de octubre de 2017.

"Vista la experiencia de los últimos años, el tema central no es si hay una vía unilateral o no, el tema central es si hay referéndum [...] La via unilateral habrá gente que la defienda como vía principal, pero es muy poca gente", ha declarado Mas este lunes en una entrevista al programa La noche en 24 horas de TVE.

"Junqueras tenía mucha prisa"

El exmandatario convergente, impulsor del procés al frente de la Generalitat hasta que perdió el cargo al no lograr ser investido en enero de 2016, dice ahora que "la mayoría de la gente en Cataluña, y los principales partidos y líderes, no defienden eso [la vía unilateral] como la primera prioridad". Y recuerda que el propio Junqueras era partidario en el pasado de que las cosas fueran más rápidas y por la vía unilateral.

"He visto al señor Junqueras tener mucha prisa para llegar al final del proceso de la independencia de Cataluña, incluso cuando yo era presidente de la Generalitat y él era mi socio preferente, y trabajábamos juntos en el día a día, y él era en aquel momento una persona que arengaba para que fueran las cosas rápidas", ha manifestado.

Mas, que se presentó a las elecciones autonómicas de 2015 en una candidatura conjunta de CiU y ERC que prometía la secesión de Cataluña en 18 meses si ganaban los comicios, dice ahora que "las cosas hubieran ido algo mejor si algunos que en ese momento tuvieron mucha mucha prisa no hubieran tenido tanta".

 

Artur Mas, defendiendo la secesión de Cataluña en la campaña electoral de 2015, que presentaba como "plebiscitaria" por la independencia en 18 meses

Cree que Junqueras no ha cambiado

"Si yo hubiera tenido de socio a la ERC actual las cosas hubieran ido bastante distintas a como fueron en ese momento", declara ahora el exmandatario convergente, matizando que Junqueras no ha cambiado en su manera de pensar, sino que ha llegado a una conclusión distinta tras un tiempo de reflexión.

"Puedo intuir que de la experiencia de los últimos años, no de la prisión, [Junqueras] ha sacado la conclusión que apretando como se apretaba en la propia Cataluña, y además llevando las cosas hasta las últimas consecuencias, esto no necesariamente llevaba al éxito", ha añadido Mas.

Críticas al Estado

Mas ha defendido que en Cataluña existe una mayoría parlamentaria a favor de la independencia, y también en la consulta del 9 de noviembre de 2014 y el referéndum ilegal del 1 de octubre de 2017, aunque ha reconocido que en estos procesos que él mismo impulsó --en los cuales participaron, básicamente, simpatizantes secesionistas-- ni siquiera participó el 50% de la población.

El exmandatario convergente cree que, en la actualidad, "se puede iniciar [un proceso de independencia], porque tienes mayoría en el Parlamento para eso, y se puede continuar, pero lo que es más difícil es culminarlo". Y ha reiterado que la mayoría de los partidos y la población catalana estaría a favor de un referéndum de "autodeterminación". Así, ha pedido explorar esta solución, "no las líneas rojas de unos y de otros", y ha dicho que, cuando él era presidente de la Generalitat, en el año 2012 había una amplia mayoría parlamentaria a favor de lo que denomina el "derecho a decidir" nacionalista, incluyendo en la misma al PSC de entonces y a ICV.

Mas, asimismo, ha aprovechado para cargar contra España afirmando que, hoy por hoy, podría haber una mayoría a favor de ese referéndum, pero que "la respuesta que ha habido por parte de las instituciones del Estado siempre ha sido no nos vamos a sentar a hablar de eso". Y ha lamentado que dirigentes del PSOE, como el catalán Miquel Iceta, se nieguen a hablar de la "amnistía" de los políticos que van a ser indultados o el referéndum secesionista.