Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
El vicepresidente de la Generalitat Pere Aragonès (ERC), en una imagen de archivo / EUROPA PRESS

Aragonès quiere que Cataluña participe "con voz propia" en el proceso de integración europea

El dirigente secesionista reivindica el "europeísmo" y los fondos Next Generation

Ricard López
5 min

De querer separarse de España a reivindicar el proceso de "integración europea". El vicepresidente de la Generalitat en funciones, Pere Aragonès (ERC), ha remarcado este domingo su deseo de que Cataluña participe plenamente, "con voz propia y en total libertad", en el proceso de integración comunitaria.

El dirigente secesionista sostiene que la autonomía que preside en funciones puede ser partícipe de esa integración, "aportando sus singularidades y la identidad de la cultura y la lengua catalana al mosaico europeo en materia cultural". Y, "sobre todo, aportando toda la energía para impulsar un futuro de prosperidad y bienestar", ha manifestado Aragonès, al frente del Govern independentista desde hace más de un lustro junto a sus socios de JxCat.

"Un estatus singular"

El mandatario de ERC se ha expresado en estos términos durante su intervención en la clausura de un acto institucional en el edificio de La Pedrera organizado por la Oficina del Parlamento Europeo en Barcelona, junto al Consulado de Portugal y el Instituto Camões, con motivo del Día de Europa este 9 de mayo. Un acto al que también han asistido la presidenta del Parlament, Laura Borràs (JxCat), y la delegada del Gobierno en Cataluña, Teresa Cunillera.

Durante su intervención, el dirigente republicano ha reclamado que la Generalitat pueda participar en la Conferencia sobre el Futuro de Europa (CoFE) junto a otras 15 regiones europeas. "Queremos hacerlo plenamente, con toda la implicación", ha dicho. La implicación de las regiones en la conferencia está liderada por el Gobierno vasco e incluye ya a una quincena regiones europeas, entre ellas Cataluña, con poderes legislativos que piden tener voz y reclaman "un estatus singular y único de Región partner (asociada) de la Unión Europea'".

Según el vicepresidente de la Generalitat, la tradición política catalana hace tiempo que se siente implicada con el ideal europeísta y en la necesidad de un proyecto compartido "pese a las dificultades y obstáculos que ha vivido el proceso de integración europea".

"Europeísmo" y fondos Next Generation

El dirigente de uno de los partidos impulsores del procés independentista afirma que el Día de Europa es una oportunidad para reivindicar el europeísmo, sostén de valores de la democracia y de derechos humanos "que permite sentar un futuro compartido para todos los pueblos de Europa y para toda la ciudadanía que pertenece a las naciones que componen Europa".

En ese sentido, Aragonès ha asegurado que la pandemia del coronavirus ha puesto de manifiesto que la colaboración europea ha adquirido una "dimensión fundamental" y que los fondos europeos Next Generation suponen un paso adelante hacia la digitalización, la economía verde y el progreso social.

"Calidad de vida"

Aragonès, por otra parte, ha reclamado que la integración europea vaya "más allá" de su dimensión económica: "Compartimos algo más que un mercado. No hay suficiente con la unificación monetaria, no hay suficiente con unificación del mercado. Hace falta una base común de derechos para garantizar la calidad de vida de toda la ciudadanía", ha apuntado el mandatario de la Generalitat, de cuyo Govern forma parte desde 2015.

Por ello, el dirigente de ERC ha resaltado la importancia de "hacer emerger el conjunto de valores, creencias, compromisos, conocimientos, manifestaciones artísticas, tradiciones, formas de vida y pautas de convivencia" que definen la sociedad europea.

El acto institucional ha consistido en un diálogo entre la escritora bosnia Lana Bastasic, premio de Literatura de la UE en 2020, y el escritor portugués José Luís Peixoto, ganador, entre otros del premio José Saramago en 2001, un debate moderado por la periodista Pilar del Río.