Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Pere Aragonès, presidente de la Generalitat de Cataluña, en el Parlament / EP

Aragonès condiciona el resultado de la consulta “vinculante” a la celebración de los JJOO

Las candidatura olímpica para los Pirineos dependerá de lo que digan los ciudadanos de las comarcas del norte de Cataluña, mientras Aragón y el COE rechazan la exclusión de otros territorios

5 min

La candidatura Barcelona-Pirineus para los Juegos Olímpicos de Invierno de 2030 sigue condicionada a la consulta “vincultante” en el Alt Pirineu i Aran. Así lo ha expresado el presidente de la Generalitat, Pere Aragonès (ERC), en el Parlament: “Si el territorio no quiere, no habrá Juegos”.

Un esquiador desciende por una de las pistas de Baqueira Beret, que pretenden atraer los Juegos Olímpicos (JJOO) de Invierno / BB
Un esquiador desciende por una de las pistas de Baqueira Beret, que pretenden atraer los Juegos Olímpicos (JJOO) de Invierno / BB

“Estoy convencido de que si conseguimos que esta candidatura se proyecte en estos términos contará con el aval de la ciudadanía. El territorio debe quererlo”, ha aseverado Aragonès. No obstante, esta consulta que el Govern vende como “vinculante” no cuenta con aval jurídico, tal y como explicó Crónica Global, sino que se trata de un compromiso político del Ejecutivo catalán con los habitantes de los Pirineos.

Exclusiones territoriales

Las críticas a la sectorialización de la candidatura Barcelona-Pirineus 2030 no solo han molestado a las autonomías limítrofes, como Aragón. El Conselh Generau d’Aran pidió al Govern respetar su autonomía en la consulta, según estipula la Ley de Régimen Especial de Aran en su artículo 13.4. Mientras que los ciudadanos de Berguedà, Ripollès y Solsonès han quedado excluidos de la votación a pesar de contar con instalaciones de esquí y estar enclavados en el Prepirineo.

Sede del Govern y el Conselh Generau d'Aran en una imagen de archivo / ARAN
Sede del Govern y el Conselh Generau d'Aran en una imagen de archivo / ARAN

Sin embargo, el hartazgo por las políticas exclusivas del Ejecutivo de ERC y JxCat ha sido capitaneado por el presidente de Aragón, Javier Lambán. El líder socialista aragonés fue claro: “O vamos de la mano, en igualdad, el Gobierno de Aragón y la Generalitat de Catalunya, o no habrá candidatura”. Este choque autonómico será uno de los principales temas a tratar en la reunión de este viernes entre ambos dirigentes.

El presidente de Aragón, Javier Lambán, en una imagen de archivo / EFE - Javier Cebollada
El presidente de Aragón, Javier Lambán, en una imagen de archivo / EFE - Javier Cebollada

El COE, la Generalitat y las candidaturas

Aragonès ha negado que vinculen el futuro de los Pirineos ni el conjunto productivo de Cataluña a dicho acontecimiento y que, al margen de los Juegos Olímpicos, trabajan por la diversificación económica de esta zona y por evitar el despoblamiento. En la celebración del evento deportivo, no obstante, el Comité Olímpico Español (COE) tiene mucho que decir, que es quien debe avalar la candidatura barcelonesa.

El presidente del COE, Alejandro Blanco, ha insistido en que los Pirineos “van a tener” Juegos Olímpicos de Invierno y si se quiere ganar ese partido es necesario seguir “unas normas y una equipación: unidad, diálogo y respeto a todos los que forman la candidatura”. El líder olímpico español ha recordado que “ningún territorio predomina sobre otro”, en la exclusión catalana de Aragón y que en la candidatura Barcelona-Pirineus “no solo están Cataluña y Aragón, sino también el Gobierno de España”.

Una medalla de Bronce de los Juegos Olímpicos de Invierno de 2018 en PyeongChang (Corea del Sur) / OSCAR J. BARROSO - AFP7 - EUROPA PRESS
Una medalla de Bronce de los Juegos Olímpicos de Invierno de 2018 en PyeongChang (Corea del Sur) / OSCAR J. BARROSO - AFP7 - EUROPA PRESS

Pese al revuelo de la consulta del Govern y las fisuras con los territorios vecinos, Cataluña tan solo estaría presentando la candidatura para lograr que el evento se celebre en los Pirineos. De hecho, más allá de las declaraciones de que se enclavará en la cordillera catalana, hay ya otras ciudades que han apostado con fuerza para que los Juegos Olímpicos de Invierno de 2030 tengan lugar en sus respectivos resorts. Entre ellas, se encuentran Sapporo (Japón), Salt Lake City (Estados Unidos), Vancouver (Canadá) y una posible propuesta de Ucrania.