Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
La presidenta de la ANC, Elisenda Paluzie, durante la presentación de los actos de la Diada / EUROPAPRESS

La ANC convierte la Diada en una reivindicación del referéndum ilegal

La entidad llama a conmemorar el 1-O con una manifestación el 11 de septiembre, que irá desde Urquinaona hasta el Parlament

3 min

La celebración la Diada organizada por ANC, con apoyo de Òmnium y AMI, será una manifestación en Barcelona el 11 de septiembre que irá desde la plaza Urquinaona hasta el Parlament, que pretende conmemorar el referéndum del 1-O, con una "movilización doble" con el lema Lluitem i guanyem la independència (Luchemos y ganemos la independencia).

Lo ha anunciado este jueves la presidenta de la ANC, Elisenda Paluzie, que detallado un programa de movilizaciones "con un mensaje único para poner en valor el éxito del mandato del 1-O", es decir: en la Diada harán actos que defenderán el referéndum ilegal, y en octubre se celebrarán actos con el mismo lema de la Diada.

Movilizaciones durante el fin de semana

Paluzie ha explicado que, además de la del 11 de septiembre, las movilizaciones por el 1-O se alargarán durante todo ese fin de semana, hasta el 3 de octubre, y ha señalado que todavía no tienen definidas las acciones concretas, que prevén presentar antes de que termine julio.

Por lo que respecta a la Diada, será una "movilización clásica", en movimiento, que descenderá por Via Laietana hasta culminar en la Cámara catalana, en el parque de la Ciutadella, donde los representantes de las entidades realizarán sus parlamentos.

'Pressing' de la ANC

El final de la marcha no es casual. Paluzie ha urgido a "presionar a las instituciones para que retomen la hoja de ruta" independentista, y por eso el recorrido culminará frente al Parlament.

Por su parte, la representante de Òmnium Cultural, Montse Ortiz, ha reclamado que la marcha sea una "nueva demostración de fuerza" del soberanismo para avanzar en el "camino hacia la autodeterminación".

Crítica a los indultos

Además, Ortiz ha cargado contra la medida de gracia que el Gobierno concedió a los condenados por el procés, y ha opinado que esta busca un "efecto disuasorio de las movilizaciones". Todo ello, tras acusar al "Estado de criminalizar la protesta". "Los indultos no son la solución a nada", ha remarcado.