Menú Buscar
Ana Botella (d), exalcaldesa de Madrid, acudiendo a votar a unas elecciones con su marido, el expresidente del Gobierno, José María Aznar / EFE

Ana Botella, condenada por vender vivienda pública a fondos buitre

El Tribunal de Cuentas falla contra la exalcaldesa de Madrid por colocar pisos sociales por debajo de precio de mercado, ocasionando un menoscabo de dinero público de 26 millones

28.12.2018 08:25 h.
4 min

El Tribunal de Cuentas ha condenado al equipo de gobierno de Ana Botella, exalcaldesa de Madrid, por dos ventas de vivienda pública a fondos buitre. El organismo de fiscalización de los presupuestos y gestión pública ha fallado contra la antigua cúpula de la Empresa Municipal de la Vivienda y Suelo (EMVS) de la capital por vender pisos sociales por debajo de precio de mercado, ocasionando un daño en el erario público de casi 26 millones de euros.

Según ha avanzado la Cadena Ser, el Tribunal ha estimado parcialmente una demanda de 2017 del actual equipo de gobierno del Ayuntamiento de Madrid, que comanda Manuela Carmena, en la que el Ejecutivo local reclamaba compensaciones por un daño patrimonial de 55 millones de euros. Argumentó el equipo de Carmena que las dos colocaciones realizadas en 2013 se llevaron a cabo por debajo del precio de mercado, habida cuenta de la necesidad del consistorio de la necesidad de amortizar deuda. Dicho extremo fue confirmado por informes de tasación y la Cámara de Cuentas en 2016, que alertó entonces de "irregularidades" en la operación.

A Blackstone

Concretamente, el organismo de control que preside María José de la Fuente ha estudiado la colocación de 18 promociones públicas que totalizaban 5.315 pisos sociales al fondo Blackstone. La operación generó un "perjuicio de patrimonio público", ya que el vehículo de inversión pagó por las unidades 128,5 millones de euros, cuando según los cálculos del propio Tribunal de Cuentas el precio de la transacción debería haber alcanzado los 151 millones de euros. Por ello, concluye el Tribunal que la exalcaldesa de Madrid y ocho miembros de su gobierno "incurrieron en una negligencia grave".

Fachada de la Empresa Municipal de la Vivienda y Suelo (EMVS) de Madrid / CG

Fachada de la Empresa Municipal de la Vivienda y Suelo (EMVS) de Madrid / CG

El organismo fiscalizador cifra en 23 millones el perjuicio ocasionado por Botella y su equipo al erario público y señala a Fermín Oslé, exconsejero delegado de la EMVS, como responsable contable directo de la irregularidad en un fallo dado a conocer ayer, 27 de diciembre. No obstante, no solo este directivo debe abonar la cantidad que dejaron de ingresar las cuentas públicas. Ana Botella, el propio Oslé y todos los concejales que formaban parte de la EMVS en 2013, Concepción Dancausa; Enrique Núñez; Diego Sanjuanbenito; Paz González Dolores Navarro y Pedro Corral deben abonar la cantidad de forma solidaria.

Irregularidades flagrantes

En su fallo, el Tribunal de Cuentas es contundente. Aflora un número notable de irregularidades en la venta, que no solo se circunscriben al precio de venta de los pisos por debajo de su valor. El fiscalizador de las cuentas y la gestión económica del sector público afea al equipo de Botella que no hubiera pliegos de licitación y que no se garantizara la libre participación de los interesados. Ello lleva a concluir al organismo que dirige De la Fuente que el concurso se lanzó como proceso en el que ya había un beneficiado: Blackstone.

La condena a los nueve políticos, incluyendo a la también esposa del expresidente del Gobierno, José María Aznar, nace de una denuncia del actual equipo de gobierno de Madrid, liderado por Manuela Carmena. El escrito del Tribunal de Cuentas no es firme, ya que cabe recurso en un plazo de 15 días. No obstante, los condenados deberán asumir los intereses del pago hasta la ejecución completa de la sentencia si el fiscalizador se reafirma en su tesis condenatoria.