Menú Buscar

Álvaro de Marichalar: “Yo no he ido a provocar, no estoy loco”

El empresario explica cómo vivió el momento en el que los radicales independentistas le insultaron y agredieron en las calles de Girona

Álvaro de Marichalar en una imagen de archivo / EFE
07.12.2018 00:00 h.
5 min

El noble empresario y expiloto de combate Álvaro de Marichalar, ha hablado con Crónica Global después de salir del hospital tras el ataque de varios antisistema de los CDR en el que han agredido, insultado y perseguido al conocido aristócrata cuando se dirigía al acto Unidos por la Constitución, en la que él era una de las personalidades que estaban invitadas a intervenir junto a Javier Ortega Smith (Vox) y Concepció Veray (PP).

“Yo no he ido a provocar, no estoy loco”, sentencia el empresario ante las acusaciones de incitador de la turba. Marichalar también fue noticia en octubre del 2017, cuando fue detenido en la Plaza Sant Jaume de Barcelona, según los Mossos d’Esquadra, por resistencia y desobediencia a la autoridad, un caso que ahora mismo está en los juzgados.

"Me han salvado la vida"

El conocido aristócrata ha reconocido que ha venido expresamente desde Ginebra y que ha conducido 26 horas para ir al acto de Girona. Ha afirmado que después de aparcar el coche en un parking “me han reconocido y han venido a por mí, me han asaltado por la espalda”. Además apunta que “no hemos ido por la zona acordonada porque mi acompañante --un empresario de Girona-- se ha equivocado y sin querer nos hemos metido en el avispero, es decir, en la retaguardia de la contramanifestación de los CDR”.

“Yo pensaba que me mataban”, ha admitido Marichalar: “Han atacado a mi amigo y a mí, él se ha caído al suelo y yo también, allí me han pateado y después, como he podido, me he levantado y por suerte han aparecido dos policías de paisano --Mossos d’Esquadra-- que me han salvado la vida y a los que les estoy muy agradecido”.

Acusaciones de provocador

Ante las acusaciones de provocador, que según el noble, "han vertido sobre mí algunos medios de comunicación", el aristócrata ha afirmado que no tienen credibilidad ya que "son los mismos que quieren destruir a España". Además, Marichalar ha aclarado que él lo único que ha hecho es ir a su manifestación: "Me he equivocado de calle y unos energúmenos me han linchado”.

“Me he roto un hueso de la mano en la caída o en los golpes, no lo tengo claro, todo ha pasado muy rápido”, señala. También se ha referido a la situación en Girona, a la que define como “una ciudad batasunizada, es muy peligrosa, viven en un neoestalinismo y neonazismo”. Aunque también ha destacado que no odia a los radicales que le han asediado, a los que considera que están enfermos de odio. “Les quiero y perdono porque son mis conciudadanos”, matiza el aristócrata.

Detenido por los Mossos

Marichalar ha insistido en que su intención “no es provocar a nadie”. Además ha añadido que su tío, que era jefe de la Policía Foral de Navarra --el coronel Prieto--, fue asesinado por ETA el año 1981, “por lo tanto, nosotros no queremos provocar, es más, queremos proclamar la libertad y los CDR deben entender que la calle es de todos”.

Finalmente, también se ha referido a la detención --que el aristócrata califica de ilegal-- que sufrió el año pasado en una manifestación en Plaza Sant Jaume. El empresario ha denunciado a algunos Mossos d’Esquadra del Palau de la Generalitat ya que afirma que le torturaron y le inyectaron adrenalina, según reflejan tres partes médicos, para provocarle un paro cardíaco. Marichalar destaca que el caso sigue en los juzgados y que ya hay tres agentes de la policía catalana imputados.

¿Quiere hacer un comentario?